*

Online

La vacuna argentina contra el coronavirus llega en diciembre: quién la hace y cómo será

La UBA llegó a un acuerdo clave con la Universidad de Wisconsin para continuar el desarrollo de una vacuna de coronavirus que probarán en humanos.

16 de Junio 2020
La vacuna argentina contra el coronavirus llega en diciembre: quién la hace y cómo será

Actualmente, la UBA está desarrollando una vacuna contra el COVID-19, según confirmó Alberto Barbieri, el rector de la Universidad de Buenos Aires en una entrevista. Los investigadores están probando la vacuna con animales.

“Estamos en estudios preclínicos y ya se están haciendo análisis en gatos y murciélagos”, anunció el rector. Los ensayos con humanos comenzarían a fines de 2020.

La Universidad de Buenos Aires puso a disposición todos los hospitales universitarios y el Hospital de Clínicas frente a la pandemia de coronavirus en el país.

La vacuna está siendo desarrollada gracias a un convenio de colaboración con la Universidad de Wisconsin, Estados Unidos. Esta sería la investigación más avanzada del país: este es uno de los 120 proyectos a nivel mundial para desarrollar una vacuna de COVID-19. “Está bastante avanzado”, confirmó Alberto Barbieri en CNN, refiriéndose al proyecto.

Gabriel Capitelli, profesor de la Cátedra de Salud Pública en Facultad de Ciencias Veterinarias (UBA), lleva a cabo la investigación junto a la Universidad de Wisconsin para probar la vacuna argentina de coronavirus.

"Es un estudio controlado. El laboratorio está perfectamente cerrado", aseveró Gabriel Capiletti en una entrevista radial. "La UBA llegó a un acuerdo con la Universidad de Winconsin para probar una vacuna en animales. Lo vamos a hacer en Argentina", aseguró.

“Si todo sale bien, a fin de año entraremos a fase clínica en humanos”, declaró Alberto Barbieri. En el programa radial, el rector sostuvo que iba a ser “muy difícil que todo el mundo al mismo tiempo la tenga”. Las dos prioridades de toda vacuna son que sea segura y eficaz.

“Es una (vacuna) de amplio espectro que atacaría no solo a esta variante de coronavirus sino a lo que sería el tronco de coronavirus”, explicó el rector de la Universidad de Buenos Aires. Los científicos argentinos avanzan para en un futuro estar preparados para futuras pandemias.

Hay 120 proyectos pero estos son los más prometedores

Existen dos nuevos enfoques que algunos científicos que desarrollan la vacuna están tomando: vacunas de ARN y ADN. La vacuna de ARN brinda al cuerpo el código genético para producir un antígeno por sí mismo. Es decir, las vacunas de ARN dejan al cuerpo “hacer todo el trabajo”.

Por ejemplo, la compañía Moderna desarrolló una vacuna de ARN y comenzaron las pruebas en humanos. Durante marzo, NIH y Moderna Inc. realizaron pruebas gracias al financiamiento del Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos: 45 voluntarios jóvenes y sanos recibieron dosis de la vacuna.

Según fuentes oficiales, los participantes no se enfermarán de coronavirus al recibir la vacunación ya que la vacuna no contiene el virus. La finalidad de la dosis es dilucidar los efectos colaterales. La diferencia con otras vacunas radica en que esta vacuna será probada directamente en seres humanos, saltando la fase de prueba en animales.

En Estados Unidos, los agentes de salud y especialistas afirman que se llegará a desarrollar una vacuna en 12 a 18 meses. Los científicos esperan que estas pruebas ayuden a continuar investigando.

La vacuna de Oxford llegará primero a Brasil

Brasil fue el primer candidato para experimentar la vacuna de Oxford, producida por la farmacéutica AstraZeneca. La vacuna producida por Oxford es una de las seis candidatas más prometedoras.

A fines de abril, los científicos ingleses aseguraron que las pruebas fueron exitosas. Los primeros ensayos en humanos fueron realizados hace alrededor 2 meses. La primera en recibir una dosis de la vacuna fue la científica Elisa Granato: la vacuna ha sido desarrollada en Oxford y su nombre completo es “vacuna hAdOx1 nCoV-19”.

No hay garantía que funcione, sin embargo, tienen hasta el mes de septiembre para desarrollar un producto efectivo. Para los científicos de Oxford, septiembre es una fecha realista: creen que hay una gran posibilidad que funcione ya que basan la evidencia en otras pruebas que han hecho con esta vacuna, que resultaron ser exitosas.

La carrera por la vacuna: cuál es la vacuna que financia Donald Trump

La empresa biotecnológica alemana “CureVac” comenzó los ensayos y obtuvo “resultados positivos”.  En consecuencia, comenzaron la fase de pruebas en humanos. La vacuna candidata tiene el potencial de inducir una fuerte respuesta inmunológica para neutralizar el SARS-CoV-2.

Mediante un comunicado publicado en su sitio web, CureVac detalló que “los datos mostraron una rápida inducción de una respuesta inmunológica equilibrada con altos niveles de neutralización del virus (VNT) y respuestas de las células T”.

La firma adelantó que en junio planea realizar pruebas clínicas en voluntarios humanos sanos. Además, afirmó que sus laboratorios poseen la capacidad de, eventualmente, “suministrar varios cientos de millones de dosis al año”.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas Relacionadas