Emprendedores

Guillermo Rauch, el argentino que no terminó el colegio pero fundó un unicornio: qué hace

El argentino Guillermo Rauch aprendió a programar en su casa y hoy triunfa en Silicon Valley con su empresa Vercel. Quién es, qué hace y cuál es la clave de su éxito.

A finales de junio, Vercel, una empresa de tecnología y código abierto fundada por un argentino, alcanzó estatus de unicornio, luego de cerrar una ronda de inversión Serie C.

Guillermo Rauch, fundador y CEO de Vercel.

En este contexto, la firma de Guillermo Rauch, un joven que nació en la Argentina y tiene 30 años, logró una valoración de US$ 1.100 millones y se posiciona como la sexta compañía en lograr el título de unicornio en la Argentina.

¿Qué es un unicornio? Los unicornios son compañías tecnológicas que rápidamente llegan a una cotización (los US$ 1.000 millones) que hasta hace muy poco era casi impensable.

"Es una empresa global, pero tiene ADN argentino. Es un unicornio argentino. El diseño es clave y nuestro encargado está allá", dijo Guillermo Rauch, el argentino que fundó Vercel en los Estados Unidos.

Rauch emigró a los 20 a San Francisco, California. Allí comenzó su carrera como emprendedor y, antes de llegar a la cima con Vercel, fundó dos empresas de tecnología y una de ellas fue adquirida por WordPress, el popular sitio de contenidos que permite a cualquier persona lanzar su propia página web.

Detrás del empresario argentino, se esconde un jovencito que no logró terminar la secundaria y aprendió todo solo en su computadora. 

Quién es Guillermo Rauch, el argentino de 30 años que triunfa en Silicon Valley

Guillermo Rauch.

El empresario de talla mundial reveló que no terminó el colegio: fue a la escuela en Lanús y todavía adeuda las materias historia y portugués

"Aprendí solo mirando YouTube en mi casa. Del colegio viajé a dar charlas al mundo casi sin darme cuenta. Viví en Suiza y luego llegué a San Francisco", cuenta el joven sobre su trayectoria.

Inicialmente, quería hacer videojuegos y así fue cómo aprendió a programar en lenguaje JavaScript, uno de los más populares y demandados en el mercado. 

Según el sitio de sueldos Glassdoor, un desarrollador en Java Script en la Argentina supera los $100.000 al mes y en entidades financieras como Banco Itaú puede ganar hasta $300.000 mensuales.

Glassdoor.

Años más tarde, se alejó de la creación de videojuegos y su suerte cambió. En la actualidad, Rauch vive en los Estados Unidos, es líder de un equipo de 80 personas y comparte el título de unicornio con emprendedores argentinos como Marcos Galperin -de Mercado Libre- y Martin Migoya -de Globant- y con las empresas Despegar, OLX y Auth0.

Un dato curioso es que Rauch invirtió en Auth0 en etapas iniciales y uno de los fundadores del unicornio también invirtió en Vercel, para devolverle el gesto. Esto revela que existe sinergia entre los emprendedores locales y Rauch, a pesar de la lejanía.

"Estoy seguro de que los argentinos vamos a seguir haciendo compañías innovadoras, no tengo dudas de nuestro talento para estas cosas. Métanse, es ahora. Es el momento de programar y diseñar grandes cosas", dice Rauch a otros emprendedores del sector.

A qué se dedica el argentino y por qué es tan exitoso

La startup Vercel, fundada por Rauch, desarrolló un marco de código abierto para desarrolladores front-end llamado "Next.JS React". Además, ofrece una plataforma con plantillas interactivas que ayuda a equipos front-end a desarrollar sitios web y aplicaciones.

Aunque cualquier persona puede acceder a la librería de manera gratuita, el modelo de negocios de la empresa se basa en vender un software as service (SaaS) a empresas.

Algunas de las grandes compañías que utilizan los servicios de Vercel son Facebook, McDonald's, Washington Post, Uber, TikTok, Nike, Twitch, Adidas, Marvel, entre otras.

"Tradicionalmente el mundo de programación se ocupó más del back-end, lo que pasa atrás, del funcionamiento. Pero ahora es muy importante a nivel tecnológico lo que se ve, que sea fácil, dinámico y lindo. Es parte del crecimiento dinámico de la web, y eso explotó de manera tremenda en los últimos años. Nosotros trabajamos para esos diseñadores de front-end, para hacer mejores los sitios de e-commerce, los medios y todo. La pandemia aceleró mucho esa idea de que las cosas se tienen que ver bien, que los sitios tienen que cargar rápido", explica Rauch, el CEO argentino que trabaja codo a codo con otros dos cofundadores de nacionalidad japonesa y finlandesa.

"Hoy, si querés empezar a programar tenés que empezar por el front-end, el diseño, y estamos dando herramientas gratis para los que están aprendiendo. ‘Aprenda a generar experiencias online increíbles', ese es mi consejo para alguien que arranca", concluye.


Tags relacionados

Más de Negocios

Compartí tus comentarios