Innovación

Esta empresa de computación en la nube invirtió US$ 2 M en Argentina

La empresa global TIVIT, que se destaca por tener tres súper computadoras en América latina, invertirá una suma millonaria en la Argentina. Cuál es su negocio y por qué.

El crecimiento del almacenamiento en la nube se aceleró con la llegada de la pandemia, como sucedió con muchas otras iniciativas enfocadas a la transformación digital

Puntualmente, durante 2021 y según datos de la consultora IDC; la infraestructura en la nube crecerá 26.7% en América latina para 2021. Además, la consultora proyecta que en las soluciones de IaaS (infraestructura como servicio, en inglés) crecerán 29.4%, PaaS (plataforma como servicio) en 36.9% y SaaS (software como servicio) en 19.8%.

En este sentido hay que comprender la inversión que TIVIT, multinacional tecnológica de origen brasileño especializada en soluciones cloud y entornos digitales, con presencia en diez países de América Latina, decidió realizar en la Argentina: serán más de US$ 2,1 millones.

La ejecución del proyecto -explican desde la compañía, en diálogo con Infotechnology- se dividió en dos etapas, alcanza el 90%. La primera fase estuvo marcada por un arduo trabajo de instalación de infraestructura básica de data center. 

La segunda, por su parte, consistió en la configuración de los equipamientos "high end" de alta capacidad embebidos en la capa de seguridad.

Iván Souza, Country Manager de TIVIT Argentina, asegura realizaron la inversión por "la demanda que exigen ciertos proyectos regionales enfocándonos, además, en atender aquellos locales vinculados a soluciones escalables".

Iván Souza, Country Manager de TIVIT Argentina

Esta iniciativa, que le permitirá a la multinacional tecnológica ofrecer soluciones IaaS, Saas y PaaS con alta disponibilidad (HA, en inglés), también tiene el objetivo de aumentar la capacidad y el performance del procesamiento de datos en el país.

"El mercado argentino se ha vuelto muy atractivo para las multinacionales, principalmente para aquellas que pertenecen al rubro de la tecnología. Ante este panorama, desde TIVIT estamos evaluando constantemente el desarrollo de nuevas acciones que nos permitan operar desde Argentina hacia los otros mercados de América Latina donde tenemos presencia", concluye Souza.

Las SÚPER computadoras regionales

Oficinas de TIVIT. 

Otro de los hitos de esta compañía que pueden mencionarse tiene que ver con las súper computadoras, un negocio que viene en alza y en el que hay metidos gigantes de la talla de IBM y HPE

Además, este año la Universidad Nacional de Córdoba puso en marcha a "Serafín", un dispositivo que alcanza las 156 billones de operaciones por segundo -equivalente a 300 PCs de escritorio interconectadas-.

TIVIT, específicamente, cuenta actualmente con tres de las súper computadoras existentes en América Latina.

 De las tres -informan desde la compañía-, la supercomputadora más grande tiene 200 terabytes de RAM (memoria de acceso aleatorio), red de 100 gigabits por segundo y millones de procesadores matemáticos.

En ese sentido, para llevarse una idea general, el equipo tiene una capacidad de procesamiento equivalente a 300 mil laptops o 12 millones de teléfonos celulares y smartphones interconectados.

Las súper máquinas son parte de la operación tecnológica de la multinacional brasileña con la cual apoya a un gigante del sector petrolero en su búsqueda de una mayor eficiencia y asertividad en la extracción de petróleo, cuenta  Valdinei Cornatione, director ejecutivo y jefe de Plataformas Tecnológicas de la firma.  

"Estos proyectos son de suma importancia para la empresa, ya que somos capaces de atender las necesidades específicas de nuestros clientes, ayudándolos a reducir al menos dos tercios del tiempo que se tardan en algunas actividades esenciales, como la extracción de barriles de petróleo", explica.  

En este caso, el trabajo de TIVIT busca "mejorar el desempeño del procesamiento de datos geofísicos y posibilitar el uso de las mejores técnicas de procesamiento, reduciendo los riesgos geológicos y operacionales, además de apoyar los proyectos estratégicos de la compañía petrolera" (cuyo nombre no pueden especificar por cuestiones de compliance), marca Cornatione.

Profundizando en su estructuración, hay que destacar que el proceso de ensamblaje de las supercomputadoras duró aproximadamente tres meses, seguido de un período de instalación de software y operación asistida. 

Se necesitaron, en total, diez camiones para transportar todas las piezas necesarias y se instalaron en filas de ocho a nueve bloques que, en conjunto, suman 34 metros de longitud y 20 toneladas de peso.

El moderno trío de infraestructura TI tiene asignados 390 metros cuadrados en un área útil reservada del centro de datos, con alta disponibilidad eléctrica y demanda superior a 3.500 kVA, entre otros requisitos pactados entre TIVIT y la petrolera.

Tags relacionados

Más de Mundo CIO

Compartí tus comentarios