Economía del conocimiento: las empresas que traen los dólares que faltan en el país reclaman mayor estabilidad fiscal

Qué piensan algunos de los ejecutivos del sector sobre el marco normativo de la ley.

El pasado lunes, el Poder Ejecutivo reglamentó la Ley de Economía del Conocimiento. En octubre, tras varios meses de debates, la Cámara de Diputados convirtió en ley el proyecto, que promueve incentivos fiscales hasta el año 2029 para empresas y emprendedores de diseño, adaptación y desarrollo de producción software y servicios afines a las nuevas tecnologías.

 Uno por uno, cuáles son los beneficios de la ley de Economía del Conocimiento

En general, y más allá de que las principales cámaras del sector coincidieron en que es bueno contar con un marco normativo y que "es mejor tener algunos beneficios que ninguno", los ejecutivos aseguran que la promulgación se dilató más de lo esperado.

Los incentivos no fueron los suficientes: según fuentes del sector, es vital apuntar a lograr la estabilidad fiscal en la Argentina para beneficiar la exportación de servicios basados en el conocimiento.

Faltan reglamentaciones

Muchos emprendedores y empresarios del sector IT manifestaron, por lo bajo, su indignación y resignación. Directamente desde las empresas, las más grandes festejaron públicamente la regulación.

La compañía Epidata brinda servicios de arquitectura de software y tiene oficinas en la Argentina y la región. Su CEO y fundador Adrián Anacleto sostiene que "la espera por esta reglamentación hizo que la industria pierda la posibilidad de crear miles de puestos de trabajo y generar mil millones de pesos en facturación, lo que afectó directamente al PBI". "Celebramos que se haya reglamentado la Ley de Economía del Conocimiento junto con el nuevo beneficio de la baja al 0% en las retenciones a las exportaciones. Ahora nos toca mirar hacia delante y esperar que la ley se implemente como corresponde", dice Anacleto a Infotechnology.

"Es buena noticia. La apertura del registro de empresas es un paso en la dirección correcta. Respecto del tema fiscal la eliminación de las retenciones es una noticia positiva, aunque en muchos casos es posible que no ‘mueva el amperímetro' de las pymes del sector, dado que se imponían a partir de una facturación anual de US$ 600.000", analiza Leonardo Valente, socio de LivePanel, una empresa que investiga el mercado en la Argentina en tiempo real, sobre la reglamentación. "Salvo las empresas más grandes, que incluso llevaron su operación totalmente afuera, el sector de pymes se está informalizando por la enorme brecha cambiaria", afirma.

El director administrativo de la empresa de software Intive, Alejandro Menna, destaca la eliminación de los derechos de exportación. "Esto devuelve algo de la competitividad perdida en los últimos 2 años. Era una noticia muy esperada, las empresas en 2020 se vieron obligadas a replantear su operación cuando la aplicación de la ley quedó suspendida", manifiesta. Intive facturó US$ 9 millones en el último año en la Argentina. La empresa apoyó y valoró la sanción de Cámara de Diputados.

"Es una gran noticia. Entendemos que deberá estar acompañada de reglamentaciones complementarias. Destacamos los beneficios fiscales explícitos a la minoría, como la reducción de manera segmentada del Impuesto a las Ganancias según el tamaño de la empresa y una rebaja de hasta 70% en las contribuciones patronales", apunta Luciano Ordoñez, socio de 7Puentes, una firma dedicada a la extracción de Big Data y aprendizaje automático.

El anuncio de Globant frente a la nueva ley

El mismo día de la reglamentación de la Ley de Economía del Conocimiento, Martín Migoya, CEO y cofundador de Globant, anunció una inversión de $ 600 millones en Tierra del Fuego. La compañía comenzará a operar en la provincia y abrirán 120 nuevos puestos de trabajo. "Esta apertura es un reflejo de nuestro aporte al crecimiento del país y de lo que sucede cuando se apuesta por políticas a largo plazo pensadas para el futuro".

El Gobierno provincial de Tierra del Fuego se alió estratégicamente con Globant para lanzar un hub tecnológico y capacitaciones de programación. Darán 400 becas a alumnos. "Desde que fundamos Globant nuestro sueño fue llevar las oportunidades donde hay talento. Esta industria tiene la capacidad única de poder democratizar carreras", expresa el ejecutivo.

Migoya también habló sobre la reglamentación y la considera "una gran noticia". "Políticas como estas promueven la generación de empleo, la inversión y el crecimiento de nuestro país", concluye el CEO.

Tags relacionados

Más de Mundo CIO

Compartí tus comentarios