*

Labs

Plasma convaleciente: el tratamiento argentino del que habla el mundo

Estas son las preguntas más comunes sobre la sangre de los recuperados: ¿generan inmunidad? 

26 de Junio 2020
Plasma convaleciente: el tratamiento argentino del que habla el mundo

A seis meses del inicio de la pandemia de COVID-19, hay un creciente consenso sobre la utilización de plasma convaleciente. En Argentina, alrededor de 15,700 personas se han recuperado de COVID-19. Sin embargo, todavía no hay un tratamiento que apunte directamente al COVID-19 y sigue en duda el poder del plasma: estas son las preguntas más comunes sobre el plasma de los recuperados.

¿Qué es el plasma sanguíneo convaleciente y por qué nos importa?

El plasma sanguíneo de personas recuperadas de COVID-19 puede ayudar a otras personas a combatir la enfermedad. Se extrae la sangre de aquellos curados de COVID-19 por sus anticuerpos y se hace una trasfusión a pacientes que transita la enfermedad.

¿Qué es exactamente el plasma?

El plasma es la parte líquida de la sangre: tiene un color amarillo claro, y está compuesto por agua en un 90% a 92%. El plasma representa alrededor del 55% de la sangre. El otro 45% son glóbulos rojos, glóbulos blancos y plaquetas –estas últimas ayudan a la coagulación de la sangre.

Una vez que te has “convalecido” o recuperado de coronavirus, los anticuerpos quedan en tu plasma durante un período de tiempo para volver a combatir el virus. Estos anticuerpos también pueden ayudar a otras personas: si tu plasma es transfundido a un paciente, el sistema inmunitario de esa persona se fortalecerá y se acelerará el tiempo de recuperación ya que generará anticuerpos más rápidamente.

Sin embargo, los expertos están 100% seguros que nuestros anticuerpos puedan luchar en cuerpos ajenos. Este procedimiento se utiliza para pacientes con SARS, ébola, H1N1, pacientes con quemaduras, traumatismos, cáncer entre otras enfermedades.

"Normalmente en tiempos en que una nueva enfermedad, virus, bacterias entra en escena y no tenemos ninguna terapia específica para ese virus nuevo o novedoso", dijo la Dra. Erin Goodhue, directora médica ejecutiva de la Cruz Roja Americana.

¿Cómo influye el tipo de sangre en el coronavirus?

Un estudio realizado por científicos europeos es el primero en documentar un fuerte vínculo estadístico entre las variaciones genéticas y COVID-19. Según la investigación, pacientes con la sangre tipo A están 50% más inclinados a necesitar oxígeno o un respirador.

¿Es doloroso el proceso de donación? ¿Es seguro?

No es doloroso. Y sí, es seguro. El proceso tarda entre una hora y media y dos horas y media. Es similar a una donación de sangre normal aunque con algunas diferencias: la donación de plasma es como un sistema de bucle cerrado, tu sangre irá directamente a una máquina con un centrifugador donde el plasma se separa de la sangre.

El plasma luego se recoge en una bolsa separada y la sangre que se extrajo se devuelve al cuerpo con una solución salina a través de la aguja en el brazo.

Una sola donación puede dar lugar a dos a cuatro unidades de plasma.

Me he recuperado del Covid-19. ¿Cómo puedo donar?

Para calificar, los donantes deben pasar los requisitos normales de donación de sangre y estar libres de síntomas de COVID-19 durante al menos 14 días. Antes de donar plasma, serán sometidos nuevamente a un test serológico y de positivo, es decir, someterse a un test de anticuerpos. Un test serológico no es igual a un PCR: el primero no detectan COVID-19 positivo, sino la cantidad de anticuerpos e inmunidad generada a raíz de la enfermedad.

¿Dónde donar plasma en Argentina?

Las personas recuperadas de coronavirus que desean donar plasma pueden informarse llamando al 0800-222.0101. O a través de Twitter en @sangrecirculando.

Las donaciones se reciben en el Instituto de Hemoterapia de La Plata; en el Hospital Vicente López y Planes, de General Rodriguez; en el Hospital El Cruce, de Florencio Varela; en el Centro de Hemoterapia, de Mar del Plata, y en el Hospital Penna, de Bahía Blanca.

Quién es el bioquímico argentino Gabriel Rabinovich que está poniendo a punto el protocolo en Argentina

Un grupo de más de sesenta profesionales -la mayor parte argentinos, algunos de los cuales residen en Estados Unidos- autodenominado CPC-19 (Convalescent Plasma COVID-19) trabaja actualmente ad honorem, bajo la coordinación de Laura Bover -investigadora del M.D. Anderson Cancer Center de Houston (Texas, Estados Unidos)- en la elaboración de protocolos de emergencia para la utilización de plasma de pacientes recuperados de la infección por el Coronavirus SARS–CoV-2, que sea rico en anticuerpos específicos, en el tratamiento de casos severos de COVID-19, que no respondan a las terapias aprobadas por el Ministerio de Salud de la República Argentina.

El bioquímico especializado en cáncer, el argentino Gabriel Rabinovich forma parte de este grupo. También lo conforman expertos en diversas áreas de la ciencia y la medicina como bioquímicos, hemoterapeutas, infectólogos, virólogos, epidemiólogos e inmunólogos, pero también, por ejemplo, abogados que asesoran sobre cuestiones legales a la hora de armar los protocolos.

"La utilización de Plasma convaleciente (de pacientes recuperados) se daría en el caso de pacientes que no respondan a las terapias aprobadas de emergencia por el Ministerio de Salud de la República Argentina. Esta terapia también de emergencia consistiría en el uso inmediato potencial o uso compasivo, de plasma de pacientes convalecientes recuperados, que hayan padecido COVID-19 (Enfermedad de Coronavirus), debida a infección con el virus SARS CoV-2", informaron el sitio que agrupa a los investigadores.

Fuente: NYT.


¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas Relacionadas