Transformación digital

El secreto de inversión de este gigante argentino de la energía: qué está haciendo

El líder de IT de Pan American Energy, Juan Andrés Aranguren, cuenta cómo y por qué la transformación digital está presente en empresas de todos los segmentos

Juan Andrés Aranguren es gerente ejecutivo de IT de Pan American Energy (PAE) y recientemente galardonado con el "Premio a la Trayectoria" durante la entrega del "CIO del Año", distinción que otorga todos los años El Cronista y la revista Infotechnology luego de una votación en la que participaron, para la edición 2021, casi 200 Chief Information Officer y gerentes de sistemas de las principales compañías.

El especialista en temas de tecnología es el referente indicado para entender cómo es el proceso que lleva a una idea a transformarse en un producto nuevo, o significativamente mejorado, o en formas más eficientes de realizar tareas ya conocidas.

Juan Andrés Aranguren, CIO de PAE.

¿Cómo entendés el concepto de innovación?

Innovación, transformación digital, son todos conceptos que se ven juntos y, en general, lo que significa es cambio, digamos, innovación es cambiar por algo nuevo. Para PAE es importante, porque permanentemente se reinventa, se recrea. Es una compañía donde la innovación está en el ADN y en la firme convicción de quienes estamos en lugares de liderazgo. La innovación es algo necesario, hay que construirla, fomentarla y darle lugar para que la compañía se recree continuamente. 

Hasta hace unos años hablábamos de VUCA (volatilidad, incertidumbre -en inglés-, complejidad y ambigüedad), pero con la pandemia entendimos en una semana que el mundo era mucho peor que eso, que era frágil e impredecible y no lineal. Entendemos que la capacidad de adaptarse a los cambios es importante para seguir compitiendo y seguir estando en el mercado con calidad y fortaleza. Como decía Darwin, la capacidad de adaptación es lo que hace sobrevivir a las especies. Adaptarse es importante, y la innovación y digitalización es lo que nos hace adaptarnos a velocidad.

¿Cómo el concepto de evolución permanente se puede llevar a un proyecto concreto?

Permanentemente estamos haciendo cosas. Ahora estamos construyendo una factoría ágil, una factoría digital, para el negocio de upstream. Me gusta mucho es lo que hicimos con robotización de procesos, es decir, tomar un proceso estable que lleva muchas horas hombre para que eso se haga de forma automática. Eso nos hace ahorrar tiempo de colaboradores para aplicarlo a tareas de mayor valor agregado, a bajar costos, a tener menos errores y estamos viendo resultados concretos porque ahorramos unas 3000 horas hombre por mes. La innovación y digitalización te da oportunidades de mostrarte diferente.

¿Cuáles son las claves a la hora de hablar de transformación digital?

Hay algo que es importante y es que la transformación digital tiene más que ver con las personas que con la tecnología. La tecnología viene dada y no es muy diferente entre las compañías. Lo que hace la diferencia es la gente, y ahí nos enfocamos. En la innovación a escala hay tres pasos. 

El primero tiene que ver con la generación de la idea, donde se puede aplicar metodología para incentivar a que las ideas surjan. Un segundo paso tiene que ver con prototipar esa idea, probarla en escala pequeña para ver qué fallas presenta y cómo se corrige. Y finalmente hacer que esa idea escale y conseguir resultados. 

Eso es un proceso que se puede repetir muchas veces que hace pensar que las innovaciones son pequeñas mejoras y lo que terminamos buscando es la innovación por acumulación de pequeñas mejoras. Eso nos permite llegar a un mejor lugar que con los métodos tradicionales y en el medio ir recogiendo valor.

¿Cómo se llega a esa forma más moderna de pensar la innovación? ¿Cuáles son los beneficios que trae?

Para lo que antes teníamos años ahora tenemos meses. Para lo que antes teníamos meses ahora tenemos semanas y luego días. Se ha corrido todo. Sin embargo hay competencias que hay que desarrollar cada vez más. 

Por ejemplo, los errores como aprendizaje, la convivencia con el riesgo, el trabajo colaborativo por sobre el secuencial, la inteligencia colectiva. Las pequeñas innovaciones nos hacen convivir con tecnologías y elementos que en definitiva nos tienen que hacer mejor compañía en un contexto complejo. Los beneficios son incorporar esos elementos de manera natural para que sean algo más de nuestra vida y lo que salga sea mejor a lo que teníamos previamente.

Tags relacionados

Más de Innovación

Compartí tus comentarios