Emprendedores

Crearon un unicornio y lo vendieron por una fortuna: en qué anda Auth0

Auth0, el quinto unicornio argentino, fue protagonista indiscutido del último año en el ecosistema emprendedor. Qué cambió luego de que fueran adquiridos por Okta y en qué están trabajando ahora sus fundadores.

"Llegar adonde hoy estamos parados no lo imaginamos ni en nuestros mejores sueños". La frase la dice Matías Woloski, uno de los fundadores de Auth0, que junto a su socio Eugenio Pace, levantaron el premio al Emprendedor del Año que otorga tradicionalmente la firma EY.

Sin duda los emprendedores fueron protagonistas en el último año. Y lo vienen siendo desde 2019, cuando alcanzaron la valuación de US$ 1000 millones y se convirtieron en el quinto unicornio argentino. A mediados del año pasado, la empresa de autenticación de accesos a plataformas digitales alcanzó el hito de concretar una Serie F, luego de cerrar una ronda de US$ 120 millones. Y como si eso fuera poco, la compañía apareció en el puesto 19 en la lista Cloud 100 de las principales empresas de nube privada del mundo en septiembre.

Auth0 arrancó el año con una gran noticia: fue adquirida por Okta, otro líder en su rubro por US$ 6500 millones, una de las adquisiciones más grandes en este segmento. Woloski, que para esta entrevista con APERTURA pide responder por escrito, se remonta tiempo atrás y explica que junto con Pace apostaron por construir un emprendimiento a partir de una idea multimillonaria en base en un servicio con "poco glamour" a la hora de venderlo, pero muy requerido por las empresas en la era digital.

Estos ingenieros que se conocieron trabajando para Microsoft no tenían experiencia emprendedora cuando se lanzaron a la aventura, pero sí tenían claro que era fundamental rodearse de las personas adecuadas para tener éxito. Ya tienen más de 1000 empleados repartidos en seis oficinas del mundo, con Buenos Aires como su segundo hub empleador. "Una de mis mayores tareas es la construcción continua de ese equipo a lo largo de los años y su adecuación a las necesidades cambiantes de la empresa", asegura Woloski.

Matías Woloski y Eugenio Pace, fundadores de Auth0.

Hoy Auth0 es una empresa global, de cultura remota, pero con orígenes argentinos. Los dos socios crecieron y se formaron en la Argentina, pero siempre tuvieron en la cabeza que la compañía debía pensarse con un alcance global. Principalmente porque sus clientes no están concentrados en una industria ni geografía específica: la clave fue poder resolver un problema universal: cómo verificar la autenticidad de un usuario que quiere ingresar a una plataforma.

¿Cómo se vive después de vender?

Muy bien. Una de las principales razones por la cual decidimos unirnos a ellos es que tienen una misión muy similar. Juntos tenemos la oportunidad de hacer la Internet más segura y usable. Cada vez que una empresa tiene que acceder a las aplicaciones de otra empresa, este proceso tiene mucha fricción. Como plataforma combinada, Auth0 le vende al programador, Okta le vende al administrador de IT. Son los dos extremos del problema. Esa misión me motiva.

Desde lo profesional, ¿cómo cambió el día a día de Auth0? Y sobre sus funciones, ¿cambió algo?

El cambio se ve reflejado en nuestras capacidades conjuntas adquiridas, más que en el día a día. Auth0 sigue operando como una unidad de negocios independiente dentro de Okta. Nuestras plataformas y servicios son compatibles, invertidas e integradas a lo largo del tiempo, lo que acelerará la innovación y permitirá servir a las organizaciones más grandes del mundo para abordar cada caso de uso de identidad, independientemente de la audiencia o el usuario.

¿Cómo es el proceso de cerrar una adquisición en pandemia?

En un contexto 100 por ciento virtual, llevamos adelante el acuerdo más importante en la Industria del Software en términos de dígitos, tanto por los millones de dólares en el que se valuó el acuerdo, como los millones que trajo Auth0 consigo en esta adquisición por Okta.

Como todo resultado exitoso, tuvo su camino con algunos obstáculos. El principal fue llevar a cabo un acuerdo de tales magnitudes en un formato totalmente digital. La adquisición se vio posible gracias a que Eugenio, mi socio y compañero en este camino, conocía a Todd McKinnon, CEO y cofundador de Okta, hacía 8 años y siempre mostró interés y admiración por lo que hacíamos en Auth0, lo que generó que el escenario sea favorable para firmar esta adquisición de manera remota.

Matías Woloski.

A nivel tecnológico, ¿en qué están trabajando? ¿Por dónde pasará la innovación en el corto/mediano plazo?

Tras la reciente adquisición de Okta, redoblamos la apuesta con nuevos productos que moldean un futuro sin contraseñas, para poder brindar soluciones de identidad digital con el uso de datos biométricos. Entre nuestros últimos lanzamientos de los últimos meses, podemos destacar Identity OS, una plataforma nativa digital adaptable, que permite a las organizaciones gestionar las complejidades de la administración de identidades actual, al mismo tiempo que prioriza la seguridad, privacidad y conveniencia de sus usuarios finales.

También Auth0 WebAuthn Pass- wordless, una función de autenticación que permite a los usuarios finales iniciar sesión sin problemas con un identificador biométrico, como el reconocimiento facial o una huella digital, como una alternativa conveniente y segura a una contraseña tradicional. Desde Auth0 continuamos innovando y manteniéndonos a la vanguardia dentro de la industria de Identidades Digitales.

Referente emprendedor

El premio que recibieron es al emprendedor del año: ¿cuáles creen que son las skills más relevantes para un emprendedor hoy?

En los últimos años, y sobre todo el último, se observó un gran crecimiento del sector emprendedor, volviéndolo cada vez más competitivo y exigente, al igual que colaborativo y retroalimentado, con alianzas, buenas prácticas compartidas o acciones en conjunto. Pero son ellos, los que tienen un sueño y no bajan los brazos, quienes marcan el curso de la historia y reinventan nuestra forma de vivir, en distintos planos, a través de la ciencia, la tecnología, las comunicaciones y la cultura. Para quienes emprendemos es sumamente importante la perseverancia y la constancia, junto a un espíritu de superación aún en las condiciones más adversas. La fórmula no es secreta: con pasión, tiempo y dedicación, cualquier persona con una buena idea puede llegar a materializarla y convertirla en un éxito.

Eugenio Pace.

¿Cómo ven al ecosistema emprendedor argentino? ¿Qué desafíos enfrentan hoy los emprendedores y cómo se podría potenciar al sector?

El ecosistema emprendedor en Argentina es tan interesante como variado, activo y dinámico. En las últimas dos décadas, se fue fortaleciendo y hoy se destaca con identidad propia por su talento, cooperación y creatividad. Resulta de suma importancia el aporte de actores claves como grandes compañías y de empresarios para la consolidación de la comunidad emprendedora y la promoción de nuevos proyectos. Un caso es el de Pomelo, que recientemente recibió una ronda de inversión semilla en la cual participamos, y la catapulta como una de las próximas compañías tecnológicas más importantes de la región.

Para potenciar el sector, la clave está en continuar fortaleciendo el ecosistema con el fin de poder generar más y mejores oportunidades de crecimiento. El foco está en forjar alianzas estratégicas dentro del ecosistema de emprendedores que permita ayudar a las startups a escalar su negocio a nivel global. El ecosistema emprendedor complementa a las empresas tradicionales.

Auth0 en el mundo

+1000 empleados
+ 10.000 clientes 

Negocio auténtico

¿Cómo modificó la pandemia su negocio?

El contexto actual no implicó un cambio en el modo o dinámicas de trabajo en Auth0. Desde los inicios de la compañía, la gestionamos como un espacio de trabajo flexible, adaptable y remoto. Entendemos el espacio de oficina como un espacio más de sociabilización, que una condición exclusiva para llevar adelante el trabajo en el día a día.

Además, encontramos en la digitalización del trabajo y los procesos que lo engloban una optimización en tiempos y recursos, donde por ejemplo, antes una persona que estaba dentro de un proceso de selección debía viajar a las oficinas para poder tener una entrevista presencial de RR.HH. y, ahora, con tal solo una videollamada se agiliza el proceso, de principio a fin.

Aun así, entendemos que la digitalización acelerada de muchas industrias producto de la pandemia hace aún más visible la necesidad de contar con una infraestructura corporativa sólida de identidad digital, para disminuir la posibilidad de fraudes o situaciones que atenten contra la seguridad.

El mundo cambió y nosotros cambiamos con él. Las contraseñas, como tales, son una solución obsoleta; por ello, desde Auth0 brindamos a los programadores una plataforma que pueda leer más variables como la huella digital o el rostro, lo que implica mayor seguridad y mejor preservación de datos confidenciales y privacidad.

¿Qué expectativas tienen para el negocio de acá en adelante?

Desde Auth0 siempre intentamos imaginar lo que puede pasar de acá a un año, avanzar a pequeños pasos, firmes pero consistentes. Con la innovación como parte de nuestro ADN, creemos que el negocio irá de la mano con el avance del tiempo y el contexto, adaptándonos a nuevas demandas y necesidades; mejorando nuestros productos y servicios para permanecer a la vanguardia o cómo poder optimizar nuestras soluciones para continuar resolviendo los problemas reales que impactan en los usuarios finales.

La industria de Identity-as-a-Service (IDaaS) es un negocio que continuará en expansión y crecimiento. Por su naturaleza, podríamos proyectar que para 2025 podría mover más de U$S 22.000 millones a escala global con una demanda creciente, particularmente en el mercado asiático, resultando un horizonte atractivo para poder continuar desplegando nuestro negocio allí.

De algunas cosas estamos 100 por ciento seguros. Primero, la necesidad básica de identificar usuarios legítimos de aplicaciones siempre va a existir. Cómo hacerlo puede cambiar. Antes usábamos passwords, hoy usamos nuestras caras o nuestras huellas digitales, pero al final de cuentas la pregunta "¿Es esta persona quien dice ser?", es permanente. La segunda, es que tenemos que pensar globalmente porque la tecnología ha acortado las distancias físicas. Y pensar globalmente tiene un impacto en el equipo (donde contratamos) y en nuestros clientes (a quienes servimos). 

La versión original de esta nota se publicó en el número 332 de revista Apertura.

Tags relacionados

Más de Innovación

Compartí tus comentarios