Actualización

Con solo $13.000 se puede arreglar la PC y dejarla como nueva: en qué hay que gastar

Cambiar los discos sólidos internos y ampliar la capacidad de almacenamiento, algunas de las maneras de mejorar el rendimiento de una computadora hogareña.

La mudanza del trabajo y estudio al hogar generó una mayor demanda de productos de tecnologías y aquellas personas con presupuestos más acotados también necesitan de ellos para llevar a cabo sus tareas cotidianas.

En este sentido, las principales cadenas de electrodomésticos confirmaron a Infotechnology que la venta creció frente a los nuevos hábitos de uso como el home office y clases online.

En este contexto, muchos argentinos destinan parte de su salario a actualizar viejas computadoras, tablets y celulares para continuar con el aprendizaje y trabajo desde casa. Según un reciente estudio de Verbatim, los argentinos necesitan más de $9.800 para hacer perdurar sus equipos de tecnología hogareña. Este monto no incluye mano de obra.

La buena noticia es que hay distintas formas de optimizar los equipos ya existentes con distintos dispositivos para sumar capacidad de almacenamiento y mejorar su rendimiento. Qué conviene comprar para empezar.

Cómo optimizar una computadora hogareña

Verbatim sugiere que el uso de los equipos "se mezcla". Por ejemplo, una PC óptima sirve para trabajar, para que los chicos tomen clases virtuales y jueguen videojuegos.

Entonces, la marca de venta de electrónica de consumo recomienda "actualizar los discos sólidos o sumar capacidad adicional a través de productos como SSD (unidades de estado sólido donde se almacenan los archivos con memorias flash) como también mejorar los periféricos".

Disco duro sólido. 

Dependiendo del uso de la computadora, los servicios técnicos recomiendan discos sólidos internos de 120 GB ($4.000), 240 GB ($5.000) o 480 GB ($7.000).

A esto se le suma la mano de obra del servicio técnico para cambiar el disco sólido, actualizar el Windows y añadir capacidad adicional que alcanza los $3.000.

Dos formas simples de optimizar los equipos es que cada integrante de la familia tenga un pendrive para guardar sus archivos y no dejarlos en la computadora.

Tarjeta de memoria microSD.

La segunda es ampliar la capacidad de almacenamiento de tablets y teléfonos celulares comprando tarjetas de memoria microSD que rondan los $800 y $3.000.

Por ejemplo, una tarjeta de memoria microSD para tablets y celulares de 1 TB cuesta $55.000. Las más baratas son las de 64 GB que cuestan $2.300 y las de 32 GB que rondan los $700.

"La mayoría de los equipos de la casa están colapsados, y entre lo que salen los nuevos o bien repararlo, es clave contar con estas memorias que se ayudan a descomprimir y resguardar archivos, y hacer que los equipos sean más óptimos para clases virtuales o el trabajo diario de los padres, que aún no han podido regresar a las oficinas", concluyó Gabriela Toscanini, gerente de Venta para América latina de Verbatim.

Tags relacionados

Más de Gadgets