*

Gadgets

QR mata coimas: así funciona la app que controla los micros en el Operativo Sol

Se trata de una aplicación inteligente que, mediante dispositivos electrónicos denominados PDA, reduce los tiempos de fiscalización y permite verificar tanto vehículos como conductores profesionales de una forma más ágil. La desarrolló Symbar, del Grupo Hasar, en combinación con el Ministerio de Transporte y la CNRT.

Por LEONARDO VILLAFAÑE - 17 de Enero 2019
QR mata coimas: así funciona la app que controla los micros en el Operativo Sol

Faltó control, faltó control. La frase se reitera ante cada accidente de tránsito que involucra, sobre todo, a colectivos o camiones, con su saldo luctuoso de víctimas fatales y pérdidas materiales. Sucede o antecede a escenas que, acompañadas de música fúnebre o que bien podría salir de la banda sonora de un triller, muestran los destrozos de los vehículos, los objetos personales de las víctimas desperdigados por la ruta, la desolación de familiares que llegan al lugar a encontrar el horror. Transportes con habilitaciones vencidas, choferes flojos de papeles, que no descansan lo que la normativa exige y se duermen, revisiones técnicas sin hacer. Faltó control, faltó control

El Ministerio de Transporte, a través de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT), está convencido de que puede dar un salto de calidad en el control vehícular y contrató a la empresa Symbar, del Grupo Hasar, conocido por su desarrollo de software y hardware de las impresoras fiscales homologadas, para que desarrolle una aplicación que aspira a revolucionar el sistema de inspección de vehículos en rutas y calles. 

Se trata del FIS o “Fiscalización Inteligente Simple”, tal como la llamaron en la CNRT, una aplicación inteligente que, mediante dispositivos electrónicos denominados PDA, reduce los tiempos de control y permite verificar tanto vehículos como conductores profesionales de una forma más ágil.

“Con la incorporación del sistema de fiscalización a través de dispositivos electrónicos (PDA), los controles realizados tanto a micros de larga distancia como a transporte de carga, serán 100% digitales. Esto reducirá el tiempo de fiscalización de 20 a 8 minutos dando mayor automaticidad, seguridad y transparencia a la información”, dijeron a Infotechnology.com desde el Ministerio de Transporte.

Aunque el Gobierno recién oficializó ahora su difusión, el dispositivo está en funcionamiento desde el 15 de enero de 2018, con énfasis en el Operativo Sol, que se realiza en el verano, por ahora sólo aplicado al control de micros de larga distancia

Symbar, que dentro de Hasar desarrolla, entre otros, productos como captura avanzada de datos, software de movilidad e identificación por radiofrecuencia, fue convocada por el Ministerio de Transporte en septiembre de 2017 y en dos meses desarrolló el software y proveyó el hardware para entregar al Gobierno, antes del verano, 200 terminales y 100 tablets. Ya se usa en controles camineros de 10 provincias.

Cómo funciona

La aplicación que está en los dispositivos móviles en manos de los inspectores se vale de la información que, sobre cada vehículo (dominio, licencia del chofer, lista de pasajeros, entre otros), está alojada en los servidores de la CNRT, a la que accede mediante un Código QR que se encuentra en el parabrisas del automotor. 

Así, en segundos, el inspector puede determinar si el micro está habilitado, la licencia del conductor vigente, el seguro está al día, o la VTV no está vencida, es decir si el vehículo está apto, en cuanto a papeles, para continuar el viaje. Con un simple clic, el dispositivo devuelve un tilde verde cuando cada ítem está en orden. De lo contrario, en forma automática dispara la multa o devuelve la orden, también en este caso en forma inequívoca, que indica que el transporte no puede continuar.

El dispositivo también controla, en forma secuencial e inevitable, y mediante preguntas que el inspector contesta con simples clics que dan ok, si el vehículo cuenta con balizas, matafuego en orden, estado de las ruedas, es decir paso a paso todos los requerimientos técnicos y de seguridad necesarios para salir al viaje. El inspector no se puede saltar ningún punto, pero tampoco puede agregar nada que no esté en la normativa de las leyes de Transporte o de la CNRT, lo que reduce la discrecionalidad del inspector, a favor o en contra del conductor. 

La información que aporta el inspector viaja también en segundos a la CNRT, quien en forma automática devuelve la orden de la conducta que el inspector tiene que asumir ante determinada anomalía, o un conjunto de ellas. 

“La agilización de los procesos de fiscalización con la incorporación de nuevas tecnologías forman parte de todo el proceso de modernización que estamos llevando adelante en CNRT y que aportan seguridad y transparencia a la hora de realizar los controles. Tanto los operativos en terminales como los de las rutas y las localidades buscan cuidar la vida de los pasajeros y conductores, evitando accidentes y luchando contra la ilegalidad en el transporte”, remarcó ante IT el director ejecutivo de la CNRT, Pablo Castaño.


¿Adiós al “cómo lo podemos arreglar”?

A través del dispositivo, el control caminero puede acceder a la lista de pasajeros que la empresa informó a la CNRT, para subirse al colectivo y controlar que esté la cantidad informada, y así evitar que un micro, por un acuerdo espurio con alguien, haya levantado más gente de la que esta autorizada. “Hasta puede ser útil para buscar personas”, se entusiasmaron desde Symbar. 

A través del posicionamiento satelital, el dispositivo es capaz, además, de corroborar si la ruta por donde está yendo el micro es la correcta para llegar a su destino, con información en línea a la que el chofer no podría acceder en forma instantánea mediante su GPS. 

“El sistema tradicional de control vehicular es más lento, engorroso y sujeto a las zonas grises de la discrecionalidad de quien ejerza el control, en el sentido de qué controlar y cómo. En la modalidad de siempre la autoridad policial debe volcar los datos del control a mano en una planilla, lo que puede llevarle largos minutos, y ante cualquier duda necesita tener acceso a una computadora para verificar, o llamar por teléfono a las líneas habilitadas por la CNRT para los agentes y verificar los datos, además de que el procesamiento de los datos requiere volcar la información de las planillas mediante su carga por el procedimiento de data entry”, advirtió Hernán Carballo, gerente de Tecnología de Symbar

“Ahora, en unos pocos segundos la CNRT recibe la información y hasta la empresa dueña del vehículo tendrá los datos de los ocurrido en el control, incluso la multa con su importe, en menos 12 horas, cuando mediante el sistema tradicional puede tardar hasta más de un mes”, agrega Carballo.

Los controles mediante estos dispositivos se pueden dar en las principales terminales de ómnibus, en el medio de la ruta o en el punto de llegada del transporte. 

“Al igual que el resto del año, en los controles se le realiza el test de alcoholemia a los choferes, y se fiscaliza su licencia profesional y el descanso obligatorio. Se verifica también: que los vehículos cuenten con la documentación (habilitación y seguro) y con los elementos de seguridad obligatorios en regla (matafuegos, escotillas de emergencia, puertas, etc.); i la calidad de los vehículos; el tacógrafo de velocidad que mide la circulación permitida; y el cupo para personas con discapacidad”, describieron en la cartera que conduce Guillermo Dietrich

Según Carballo, el dispositivo cuenta con un “plan b” tecnológico para aquellos lugares donde existen dificultades con la señal. “Si bien todas las actualizaciones y los controles son en línea y a través de la red celular, podemos bajarnos parte de las bases de datos para operar offline y más rápido”. 

El dispositivo permite, además, que la CNRT sepa “dónde están los controladores, porque tenés gps y con eso sabés en qué ubicación de la ruta está, si tengo que cambiarlo de ruta y enviarlo hacia otro lugar”, alarga Carballo.

La punta de un iceberg

En Symbar están convencidos de la potencialidad de la aplicación, al punto que consideran que lo descripto sólo representa “un 20/30% de los usos que puedan darse”. 

En los planes de la CNRT, los siguientes pasos con la aplicación apuntan a su utilización en el control del transporte de mercaderías en camiones, a su extensión a todo el año, y no sólo en el verano, y su llegada, por ejemplo, a CABA, para los micros urbanos, las combis, incluso las escolares. 

“El desarrollo se presta para múltiples usos, entendemos que todos enmarcados en el proceso de modernización del Estado que se viene encarando”, explica Carballo. 

Señala que los dispositivos pueden usarse para saber en línea dónde están los transportes, algo que hoy permite cualquier GPS, pero con la posibilidad de controlarlos a través de monitores. "Vos ahora sabés porque está el GPS, pero no lo reflejás en ningún lado; en cambio la idea es que vos también puedas decir porque el 188 tomó ese camino, qué pasa, o ver que un camión circula por una ruta en la que hay veda de camiones", agrega Carballo. 



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

3 Comentarios

METHODIST LIMELIGHT CO-OPERATIVE LOAN COMPANY Reportar Responder

contact us for quick loan Email:methodistcooperativeloan@gmail.com

Emilio Gaviria Reportar Responder

Excelente, pero recordar nuestra historia, desde que se establecieron los primeros conquistadores, (1561), la corrupci�n se estableci� con firmeza y contin�a.

Guillermo Pugliese Reportar Responder

M�s y mejor control de la poblaci�n, as� de simple

Notas Relacionadas