Gadgets

Celulares en Argentina más baratos que en EE.UU.: hay pocos modelos pero se vende más que nunca y a precio "regalado"

Por qué dicen que es más barato comprar celulares acá que en Estados Unidos.

17 de Junio 2020
Celulares en Argentina más baratos que en EE.UU.: hay pocos modelos pero se vende más que nunca y a precio "regalado"

El coronavirus impactó en el mercado de los Smartphones y se esperan efectos desfavorables para los próximos meses: se estima una caída del 65% en las ventas. Además, la producción está frenada por la pandemia y esto sacude al mercado, no solo local sino a nivel mundial.

Ya se está constatando un desabastecimiento de productos y modelos claves por la paralización de las fábricas en Tierra del Fuego. A corto plazo, Tierra del Fuego reanudó su producción y ya se encuentra trabajando y despachando productos telefónicos.

Cuando el Gobierno autorizó las ventas online y el envío de productos electrónicos, informáticos y teléfonos celulares la venta repuntó y la demanda se incrementó desde Mercado Libre y tiendas virtuales de las propias marcas. La venta de los teléfonos se centrará mayoritariamente en tiendas online por las medidas de aislamiento preventivo y obligatorio.

“Por los protocolos sanitarios, nuestras líneas de producción están trabajando al 20% o un poco más”, confirmó Bruno Drobetta, director senior del área Mobile y TV de Samsung en Argentina. “La demanda de los clientes está en el mismo nivel que antes del inicio de la pandemia, sobre todo en la gama alta”, explica. “Hoy el uso del celular se potenció mucho más por la situación”. La demanda sigue alta y las líneas de producción están trabajando al 20%: el miedo al desabastecimiento y a no cumplir con la demanda de los consumidores preocupa a grandes empresas.

Pero no son todas pálidas, ya que los fabricantes y vendedores locales afirman que los precios en Argentina son muy competitivos, incluso más bajos que en Estados Unidos.

El precio promedio de los equipos más vendidos en la Argentina en los últimos dos meses varía entre $15.000 y $28.900 según la marca, con valores en dólares por debajo de otros mercados y con ritmos de venta similares a antes de la pandemia, según distintos ejecutivos.

"Actualmente se está vendiendo al mismo ritmo que antes de la cuarentena; el inconveniente es que el sector tiene el stock muy bajo. Con lo cual el primer problema es no poder hacer frente a la demanda por falta de stock", indicó a Télam el director comercial de Motorola, Martín Novoa. Agregó que aún con la puesta en funcionamiento de las plantas de producción en Tierra del Fuego, "todavía la producción semanal se encuentra muy por debajo de los valores de fabricación antes de la cuarentena".

Precisó que "el volumen de equipos que salen de la fábrica es del 70% y con poca flexibilidad para tener muchos modelos", y agregó que "ahora se sumó otro tema sensible, que es el tema de la limitación de pagos en dólares al exterior, que frenaría la importación de partes para poder producir en TDF, y su consiguiente desabastecimiento".

También señaló que así como el consumidor se adaptó a la compra en línea, "la industria tuvo que adaptarse rápidamente a esta modalidad", y consignó que en la tienda de la marca "durante abril y mayo (plena cuarentena) vendimos un 260% más que el promedio de ventas del primer trimestre del año por ese canal".

Por su parte, el jefe de producto de Samsung Electronics, Eliseo Outes, indicó que "si bien el contexto actual afecta el consumo, el mercado de celulares es muy elástico y Argentina particularmente se encuentra en una situación de privilegio: hoy se puede adquirir smartphones hasta un 29% más baratos comparando con los valores de Chile o Estados Unidos".

Agregó que "hay un alto nivel de demanda en este momento" y que "durante el tiempo en que no hubo producción la alta demanda hizo mermar los stocks en los retailers, pero esperamos que la situación se revierta pronto. No prevemos un cuello de botella".

En tanto, su colega de Alcatel, Martín Cricco, dijo: "Entendemos que vamos a regularizar todo el proceso de Tierra del Fuego, vamos a tener la cantidad de equipos que necesitamos y estaremos 10 o 20% arriba del año pasado", cuando a principios de año la estimación era duplicar la colocación de equipos en el mercado argentino.

"Una vez que se regularice la oferta -agregó- no tenemos muy claro cómo será la demanda y cómo sera el proceso de salida de la cuarentena", dijo Cricco, para agregar que durante el "parate de las plantas, la demanda se abasteció de los stocks de los canales y los vendors" (vendedores).

Para Novoa, las compañías "tenemos dos desafíos principales: por un lado, satisfacer la demanda de nuestros consumidores, que necesitan de los equipos porque es un bien esencial para poder comunicarse; y por el otro, reabastecer los canales que hoy están sin stock, porque durante este período vendieron todo lo que tenían".

"Previo a la Covid, para este año veíamos un crecimiento de 10 a 15% del total de la industria comparado con el año pasado, pero dada la situación estamos analizando que año contra año tendremos una caída de más de 20%, dependiendo de los niveles de producción en Tierra del Fuego", concluyó.

Consultados sobre el precio promedio de los equipos más vendidos en estos dos últimos meses, Motorola ubicó el valor en un rango de $15.000 a $17.000; Alcatel señaló que hubo un incremento entre los $17.000 promedio pre pandemia y los actuales $21.000, y Samsung indicó que el ticket promedio fue de $28.900.

¿Cuánto cayó la venta de celulares en el mundo?

Según la consultora estadounidense Gartner, las ventas de celulares cayeron en un 20,2% durante el primer trimestre de 2020. Sin embargo hubo “fabricantes estrellas”: Samsung, Huawei, Apple y Xiaomi abarcaron todo el mercado de smartphones durante la pandemia.

Gartner reporta un “descenso más pronunciado en las ventas en junio”. Este declive se debe a los cierres de fábricas en China y el cierre de las tiendas físicas. Los teléfonos celulares son considerados como una primera necesidad por mucha gente. Por esta razón, el mercado de smartphones es “esencial”. Según la consultora, las ventas subirán cuando termine el aislamiento y la incertidumbre social.

Gartner ha calculado una caída del 20,2% de las ventas globales del primer trimestre de 2020 con respecto al mismo periodo de 2019. Algo que según Anshul Gupta, jefe de investigación en la firma, es “la peor caída de la historia”. La inseguridad en torno a la economía tras el golpe de la pandemia ha desembocado en un descenso de la demanda, explican, que se ha manifestado con el hecho de que los consumidores hayamos frenado de golpe la adquisición de productos no esenciales.

Este descenso se debe en parte efecto de los cierres de fábricas en China, además de ese descenso en la demanda que se suma al de tiendas físicas



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas Relacionadas