Entreprenerds

La nueva generación de empresarios: tienen menos de 25 y ya facturan $ 1 millón

Emprendedores argentinos sub-30: tienen menos de 25 años y quieren cambiar el mundo con sus compañías. 

08 de Octubre 2020
La nueva generación de empresarios: tienen menos de 25 y ya facturan $ 1 millón

Una versión de esta nota salió en la revista Infotechnology de mayo que ya está en kioscos. 

Los sub-30 están irrumpiendo en el mercado emprendedor. Con la fuerza de startups sociales quieren cambiar el mundo, un millón a la vez. Según un estudio del MIT, la edad promedio de emprendedores o fundadores de startups es de alrededor de 42 años, y la edad promedio de los empresarios que fundaron empresas de alto crecimiento es de 45 años. Pero todos empezaron antes. En la Argentina, abundan los casos de centennials que, armados de tecnología y con un conocimiento nativo del ecosistema, se animan a emprender. Son jovenes, tienen ambiciones y no les importa el fracaso: los sub-30 irrumpen agresivamente en el mundo de las startups locales con emprendimientos solidarios, verdes y techie.

Empresas digitales, empleados digitales

Humand Technologies va al foco del problema de  muchas empresas locales: la comunicación interna y la dificultad para coordinar proyectos. Fundada en 2019 por Nicolás Benenzon (22), el objetivo de la compañía es dar un servicio que eficientice el diálogo entre los distintos actores puertas adentro. “Cómo entablar proyectos entre equipos que quizás no trabajen en un mismo lugar es una de las transformaciones digitales más profundas que se dan dentro de las empresas. No solo acá: en Silicon Valley y en todo el mundo”, explica Benenzon que todavía no terminó la carrera de Ingeniería Informática en el ITBA. El primer prototipo del desarrollo nació en la misma facultad: presentaron el producto a una licitación y lograron adjudicarsela. Con el dinero que recaudaron, lograron las primeras mejoras de producto: alrededor de $ 150.000 de inversión inicial. La primera prueba fue de fuego: la aplicación fue implementada en ArcelorMittal Acindar, el productor de acero más grande de la Argentina con una dotación de 3.000 empleados, aproximadamente. No fallaron.

Nicolás Benenzon (22), fundador de Humand Technologies.

La propuesta incluye, además de herramientas de colaboración, la posibilidad de realizar encuestas, iniciar trámites, hacer consultas a Recursos Humanos, y también recibir los comentarios de los empleados, todo a través de una sola app. La idea es aumentar la velocidad de comunicación interna, operatividad y ejecución de las compañías. “Quiero que mis ideas impacten positivamente a la mayor cantidad de personas posibles”, subraya Benenzon, esperanzado. “Toda la fuerza laboral dentro de las empresas tiene un celular: ¿por qué no usarlo como canal de comunicación? La empresa logró, así, automatizar consultas y trámites de Recursos Humanos. La inteligencia artificial es clave para la productividad de los procesos”, agrega. “Facebook y Google conocen a los empleados de una empresa mejor que el propio empleador. Hay mucha falta de información sobre los empleados, lo que lleva a tomar decisiones en base a la intuición en lugar de tomarlas en base a datos”.

La aplicación móvil es capaz de recopilar datos masivos y analizarlos de manera automática, mostrando así un dashboard de Business Intelligence: todos los datos de los empleados se catalogan de manera automática para enviar reportes a los que el empleador accede. La aplicación tiene un modelo de negocios SaaS o “Software como Servicio”, por lo que las empresas pagan un fee por el uso de la herramienta. En cuanto a la licencia de uso, la aplicación accede directamente a las actualizaciones sin necesidad de migrar. Planean facturar más de $ 10 millones este año pero reinvertirán todo: “Nuestro foco es crecer”, cierra Benenzon.

Sin olvidar lo humano

En 2018, el licenciado en Administración y Sistemas Santiago Falzone (24) puso punto final a un emprendimiento de realidad virtual. A la vez, su actual socio, Ivan Tabachnik (22), también estaba sintiéndose derrotado con su emprendimiento de impresión 3D. Se juntaron y, en una oficina vacía de la que debían dos meses de alquiler, crearon Novaz, una empresa que usa análitica para entender cuáles son los problemas de las empresas y los ayuda a enfrentarlos.

Santiago Falzone (24), fundador de Novaz.

“Para que funcione lo tecnológico, tenemos que estar 100 por ciento seguros del comportamiento humano”, explica Falzone. Así, trabajan con más de 100 empresas y 25 clientes utilizando métricas, Google Ads, posicionamiento SEO y tercerizando soluciones para entender la parte humana de la venta para perfeccionar, así, los procesos de venta de las empresas. El trabajo es de consultoría a medida: tienen en cuenta si es necesaria la apertura de un nuevo sector, o la implementación de un nuevo software o la actualización de un sistema; desarrollan videojuegos para hacer llegar un tema en profundidad.

La gran rotación de clientes no los exime de mostrar casos de éxito. Uno de sus mayores clientes es el Banco Galicia que los contrató para desarrollar un videojuego para enseñarles a alumnos de escuelas públicas cómo manejar sus finanzas y tarjetas de crédito. El videojuego desarrollado en HTML5 enseña cuál es la diferencia entre un plazo fijo, divisas extranjeras y tarjetas de crédito. De sus origenes humildes, pasaron a emplear a 10 profesionales calificados y se mudaron cuatro veces en dos años. Hoy, multiplicaron cuatro veces su ingreso anual: ganan $4 millones. “Lo más difícil es la enorme carga emocional que lleva tratar cada empresa: tenemos una responsabilidad enorme de hacer nuestro trabajo para que ellos puedan facturar”, concluye Santiago Falzone.

Conectar a nuestros mayores

Christopher Chancé es argentino, tiene 17 años y ya lleva ya cuatro startups desarrolladas. La última, y en honor su abuela Luisa, se llama Cuídalos App y sirve para cuidar física y mentalmente a las personas mayores a distancia y utilizando la tecnología. Monitorea, informa al momento y ayuda a los adultos mayores a entender las interfaces de sus dispositivos móviles. A largo plazo, busca que más personas mayores puedan usar un celular de forma independiente.

Christopher Chancé (17), fundador de Cuídalos App.

Programó Cuídalos App por primera vez en 2018, en su hogar. Hoy, los servidores de la aplicación cuentan con el patrocinio oficial de IBM. Además, la plataforma contará con servicios Premium y la capacidad de mandar “mensajes” dentro de la aplicación: este feature fue acordado con Trillian, una empresa que lleva más de 20 años en el mercado. La segunda versión de Cuídalos App contará con aprendizaje automático para situaciones particulares: “La aplicación aprenderá por sí misma”, explica el CEO de 16 años. La app está nucleada dentro de una organización llamada Abue.org, una iniciativa que busca incluir a las personas de la tercera edad en la revolución tecnológica. La lanzarán definitivamente en mayo y estiman que lograrán facturar sus primeros pesos a fin de año. “Si bien se generarían ganancias ofreciendo productos Premium, la meta principal no es esa”, asevera Christopher Chancé.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas Relacionadas