*

Entreprenerds

Dejaron sus trabajos y viven viajando: son virales y ahora las marcas los aman

Una pareja millennial se emprendió en una aventura muy particular: vivir arriba de una embarcación y dejar registrado todo en una red social. Los seguidores no paran de crecer y varias marcas ya se sumaron al proyecto.

Por CARLOS ALTEA - 26 de Abril 2019
Dejaron sus trabajos y viven viajando: son virales y ahora las marcas los aman

“Siempre tuvimos la idea de compartir el viaje en las redes sociales, nos parece que allí la interacción es mejor”, explica Coni, una joven periodista que junto a su esposo Juan —psicólogo— y su pequeño hijo, Ulises, lleva adelante el proyecto “El Barco Amarillo”, la aventura de vivir viajando y ganarse la vida comunicándolo en redes sociales.

Todo comenzó hace dos años cuando zarparon en su embarcación a vela, el “Tangaroa 2”. Antes de enterarse que serían padres, la pareja compró la embarcación, dotada de GPS Náutico Garmin, Ecosonda, Spot Satelital y piloto automático como los aspectos tecnológicos sobresalientes.

Juan y Coni solo llevan otros dos smartphones a bordo pero desde ellos se las rebuscan para postear en redes sociales y monetizar su aventura aunque, reconocen, por la crisis “les está costando encontrar el negocio”. “Navegamos desde hace ocho años y este viaje era una idea que tuvimos desde siempre. Antes, habíamos navegado en otros mares; en Nueva Zelanda, Islas Vírgenes, y Belice, pero siempre con embarcaciones de alquiler. Cuando pudimos tener nuestro barco y, sobretodo, a partir del nacimiento de Ulises, no lo dudamos. Decidimos tomarnos un tiempo para viajar, estar juntos, en contacto con la naturaleza, navegar, y poner en jaque un poco la vida que llevábamos hasta ese momento”, explica la periodista.

En las últimas semanas, la pareja empezó a recibir en el barco a otros interesados en disfrutar la aventura. “Fue por el pedido de una pareja que nos seguía por Instagram. Nos preguntaron si los podíamos hospedar y aceptamos. A partir de ese momento decidimos que aunque nuestro barco no fuera de lujo, teníamos mucho para ofrecer y coincidimos que el intercambio también nos iba a servir para enriquecer el viaje”, detalla Coni.

La repercusión en Instagram (en donde tienen el usuario @el_barco_amarillo) fue inmediata. Así, el número de seguidores creció rápidamente —hoy tienen unos 12.000— e hizo que marcas como Assist Card, Movistar y La Roche Posay vieran a la aventura como un buen canal para exhibir sus productos.

“Los seguidores los conseguimos gracias a las notas. Nos sigue gente del mundo de la náutica, viajeros y familias que ven cómo hacemos posible un viaje de aventura con un hijo de dos años, algo para muchos imposible. Mostramos que se puede, que es divertido y que si nosotros lo hacemos, lo puede hacer cualquiera. Creo que ahí está la clave de todo”, completa.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

2 Comentarios

Jerry Loans Reportar Responder

Ofrecemos todo tipo de pr�stamos financieros a una tasa de inter�s del 3%. Damos pr�stamos dentro del rango de $10.000,00 a $50.000.000,00. Todos los solicitantes interesados deben enviar un correo electr�nico ahora: sloanslimited@gmail.com

Juan Pablo Reportar Responder

No lo puedo creer. Este muchacho trabajaba conmigo. Cualquier persona hubiera querido tener los beneficios que el tenia en su trabajo. Sin embargo dejo todo por su sueño.

Notas Relacionadas