Ya salió el nuevo sistema para vender tu Wifi: se paga en dólares pero hay letra chica

La compañía de accesos remotos CoastFi permite a los usuarios vender una porción de su internet. De qué se trata.

En los Estados Unidos hay más de 313 millones usuarios activos en internet y más del 85% de la población tiene acceso, según datos de Statista. En esta misma línea, una empresa comenzó a convocar a estadounidenses para que vendan una parte de su internet para colaborar a la expansión de startups de tecnología especializadas en Internet de las Cosas (IoT), compañías que trabajan con la interconexión de objetos físicos en internet.

Este es el caso de CoastFi, que permite a los usuarios vender una parte de su Wi-Fi para ganar hasta US$ 100 al año. Para ingresar, es necesario solicitar un dispositivo hotspot, un punto de acceso a internet que sirve para compartir conexiones. Luego de instalar el acceso remoto, el usuario podrá comenzar a monetizar su internet. Los pagos son efectuados a través de la billetera digital Venmo o la procesadora de pagos PayPal.

Su modelo de negocios se basa en vender antenas remotas que proporcionan coberturas para dispositivos de Internet de las Cosas. Este modelo es similar al de compañías de telecomunicaciones de los Estados Unidos como AT&T, Verizon y Sprint que alquilan antenas a otras empresas para brindar mejor cobertura para teléfonos móviles. Las empresas de IoT contratan los servicios de CoastFi para conectarse en accesos convenientes.

Por otro lado, transmiten bits de datos cifrados muy pequeños por lo que no impacta de manera negativa en la conexión Wi-Fi de los usuarios. Según datos de CoastFi, transmiten datos entre 24 y 50 KB a la vez. "El uso de ancho de banda en las áreas metropolitanas promedia solo unos pocos GB por mes", adelantan. Por el momento, el servicio está disponible para los Estados Unidos.

Para realizar un seguimiento de los datos transmitidos, CoastFi tiene su propia aplicación móvil disponible para iOS y Android. 

En cuanto a la seguridad de CoastFi, explican que los puntos de acceso reciben actualizaciones de firmware para mantener estándares de privacidad y defensa contra intrusiones. "Solo los dispositivos autorizados para acceder a la red pueden usar el punto de acceso, lo que significa que usted está protegido y protegido del uso no autorizado de terceros", aseguran.

Sin embargo, hay ciertas dudas sobre la seguridad de CoastFi: algunos usuarios a través del foro Reddit, sugieren que el hotspot que envía la empresa, por tratarse de un sistema para IoT, es además un minero. Una de las marcas más populares es Helium, que vende tokens hotspot que cuestan alrededor de US$ 350. ¿Cómo funcionan y para qué sirve? En principio, son mineros que se conectan a través de una aplicación móvil -al igual que CoastFi- para minar criptomonedas. Precisamente, mina la criptodivisa Helium (HNT), que tiene una capitalización de mercado de US$ 760.500.000 y vale alrededor de 0.005371 Ethereum (ETH). Además, solo se necesitan entre 50 y 100 de estos mineros para proporcionar una cobertura completa en toda la ciudad, se conectan entre sí como hotspots y minan de manera remota y conjunta. 

Tags relacionados

Más de Actualidad