*

Bitcoin (24h)
-.44% Ars
62136.17
Bitcoin (24h)
-.44% USA
3596.78
Bitcoin (24h)
-.44% Eur
$3011.30
Labs

Esta científica argentina es uno de los personajes más importantes del año (¿por qué?)

Se trata de la física Gabriela González. Lideró el equipo que confirmó la existencia de las ondas gravitacionales, el único elemento que faltaba para confirmar la Teoría de la Relatividad General de Einstein.

20 de Diciembre 2016
Esta científica argentina es uno de los personajes más importantes del año (¿por qué?)

La prestigiosa revista Nature publica todos los años una lista de los 10 científicos más importantes de los pasados 12 meses. En esta oportunidad, una argentina integra la lista: se trata de la física Gabriela González, quien lideró un equipo que detectó la existencia de las ondas gravitacionales por primera vez.

 

¿Por qué es importante?

Era la única prueba que faltaba para terminar de corroborar la Teoría de la Relatividad General formulada por Albert Einstein entre 1915 y 1916.

 

¿Quién es ella y qué hace?

González tiene 51 años y es doctora en Física. Cursó sus estudios de grado en la Universidad Nacional de Córdoba y se doctoró en la Universidad de Syracuse (EE.UU.). Hoy es profesora en el departamento de Física y Astronomía en la Universidad Estatal de Louisiana, en los Estados Unidos. Es quien abre la lista de Nature por su trabajo al frente de 1.000 investigadores de todo el mundo reunidos en el grupo LIGO (por Laser Interferometer Gravitational-Wave Observatory). En febrero de este año anunciaron el descubrimiento que revolucionó a la comunidad científica.

Leer más: Conoce al argentino que enseña cómo manejar en Marte

Sobre su formación en la Argentina, González expresó el pasado julio en una entrevista que publicó la página del Ministerio de Ciencia y Tecnología de la Nación, que cursó “en la universidad pública durante los primeros años de democracia, en una época en donde volvían a organizarse los centros de estudiantes. Tratábamos de encontrar objetivos comunes y todas esas discusiones me educaron y enriquecieron para saber discutir, para saber trabajar en equipo. Hoy puedo decir que estoy muy orgullosa de ser argentina y de estar liderando este proyecto en este momento”.

El objetivo final del estudio que llevan a cabo los científicos reunidos en LIGO no son las ondas gravitacionales en sí mismas, sino que estas son parte de un proceso que busca perfeccionar las técnicas de detección. “Ver más lejos en distancia, lo que quiere decir ver más lejos en el tiempo. Tanto con la luz como con las ondas gravitacionales, cuando son detectadas en la Tierra es porque han viajado una gran cantidad de tiempo. Entonces, sería como estar en una máquina del tiempo, porque estamos mirando al pasado: mientras más lejos miramos más cerca del universo temprano podemos estar”, explicó la doctora en Física en la mencionada entrevista.

 

¿Y el resto de la lista?

Están la brasileña Celina Turchi, por trabajos sobre descubrir la relación entre la microcefalia y el virus del zika; y el español Guillem Anglada-Escudé, por haber descubierto un planeta que orbita alrededor de Proxima Centauri y que tiene una temperatura que presumiblemente permitiría la existencia de agua sobre su superficie. También figura el cocreador de la empresa Deep Mind, cuyo programa de Inteligencia Artificial, Alpha Go, consiguió vencer al campeón mundial del juego de mesa “Go”.

Leer más: Guerra fría 2.0: China y Estados Unidos se disputan el futuro de los genes

La lista la completan el especialista en fertilidad John Zhang, que logró que naciera el primer bebé del mundo con ADN de tres padres diferentes; el científico Kevin Esvelt, que dio cuenta de los posibles efectos negativos de la técnica de edición genética CRISPR, que él mismo ayudó a crear, y que permite fomentar o eliminar ciertos genes para perpetuar un rasgo determinado; Terry Hughes, que levantó polvareda al alertar sobre la destrucción de la Gran Barrera de Arrecifes australiana; Guus Velders, quien fue la piedra de toque del acuerdo internacional para detener la producción y utilización de los hidrofluorcarbonos (HFC), los gases responsables del “efecto invernadero” y que son utilizados en los equipos de refrigeración; la física Elena Long, que lucha por sensibilizar a la sociedad sobre lo difícil que es para los físicos gays, lesbianas, bisexuales, transgénero, o de cualquier otra minoría sexual, insertarse en el mundo académico; y la lista termina (¿ironicamente?) con la neurocientífica Alexandra Elbakyan, la creador de la web Sci-Hub, que permite acceder de manera gratuira a más de 60 millones de artículos científicos recientes.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

2 Comentarios

Juan Sanchez Reportar Responder

Mientras pueda eludir que este gobierno la convoque, tendrá suerte. Si no, Dios la ayude en este marasmo.

José Luís Alassia Reportar

Klaro..los K fueron lo máximo en fomentar la Ciencia...del Choreo en grandes escala..creación y mantenimiento de la grieta social..etc etc..mejor ni hablar

Notas Relacionadas