Catástrofes cotidianas: relatos de humor en Facebook

Un estudiante de Publicidad creó una página en la red social, que acumula más 25.000 clicks en Me gusta, con anécdotas e historias que cuentan problemas que desmitifican la imagen del hombre insensible.

Por Felix Ramallo - 15 de Noviembre 2013
Catástrofes cotidianas: relatos de humor en Facebook




Empezó como un ejercicio. Una clase como cualquier otra. Kevin Stabholz tuvo que leer en voz alta un escrito para una materia de una facultad de Publicidad. Primero se escucharon unas pocas risas desde los últimos bancos, después aparecieron carcajadas y finalmente aplausos. “Estas perdiendo el tiempo si no te ponés a escribir”, le dijo su profesora. A partir de estas palabras, Stabholz comenzó a crear lo que serían las bases de Catástrofes cotidianas, una página de Facebook que en tan solo cuatro meses acumuló más de 25.400 clicks en Me Gusta.

catastrofes4
Crédito: Catástrofes cotidianas - @Ms_MacPhisto

La idea detrás de Catástrofes cotidianas es simple: textos con un gran tinte autobiográfico en donde se busca desmitificar la figura del hombre insensible y macho alfa con historias que van desde los nervios por la espera de un mensaje en WhatsApp de la chica que a uno más le gusta a las charlas de la primera cita.

Sin embargo, no solo de letras está compuesto el proyecto. Cada una de las notas está acompañada por una ilustración que representa una escena de la historia o situación que se relata. Estas imágenes están diseñadas por @Ms_MacPhisto (no brinda su nombre verdadero), una amiga de Stabholz que, en un claro signo de estos tiempos, conoció por Twitter.

“En cuestión de un mes y medio ya teníamos como 10.000 Likes. Cuando algo está bueno y la gente lo aprecia lo comparte en todos lados. La nota que hice sobre Whatsapp fue compartida más de 1000 veces y eso es viralización pura”, señaló Stabholz a Infotechnology.com.

Pese a tocar una temática que podría identificar a más de un hombre, el público femenino es el principal lector de Catástrofes cotidianas. “Como hombres nos la pasamos impostando un personaje que no es real. Cuando se piensa que al hombre no le importa nada, no es así. Nosotros también tenemos la neurosis. Cuando no me respondés durante dos horas un mensaje a mí también me molesta. Es una forma de decir lo que nadie dice y creo que está bueno, sobre todo para las mujeres que ven esa parte más sensible”, sostuvo Stabholz. De hecho, el interés femenino supera al del público masculino por mucho: el 79 por ciento de los fans de la página son mujeres.

Por otra parte, además de los textos y las imágenes, Catástrofes cotidianas está incursionando en el campo audiovisual. Stabholz comenzó a filmar videos en YouTube junto a Ezequiel Gurovich y Nicolás Dalli Bortolot en donde actúan las diferentes situaciones que relata en la página de Facebook.

Además de expandir su proyecto a nuevos públicos, los videos también podrían ser una buena manera de monetizar el proyecto. “Monetizar este tipo de cosas no es fácil porque las empresas no tienen noción de la influencia que tienen todas estas cosas online. Por el momento no hice nada, pero estoy abierto a todas las posibilidades. No me influye la forma, siempre y cuando se respete la política que vengo llevando. No voy a hacer un video para mostrarte una birra, me parece que no garpa”, aseguró.

Al tratarse de textos autobiográficos, uno de los mayores desafíos se encuentra en no repetir las temáticas. “Mi pregunta es esa: cuándo me quedaré sin tema”, aseguró. Sin embargo, todavía parece haber muchas anécdotas por contar y catástrofes cotidianas por compartir.

 

 



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar

Notas Relacionadas