Los comercios se disputan la Web

Las guías de servicios trasladaron la competencia por el cliente al universo digital. Entre los más influyentes están Páginas Amarillas y Páginas Telmex. Pero, cada vez más, también emprendedores locales. Sepa por qué. 15 de Junio 2010
Los comercios se disputan la Web

Años atrás, buscar un comercio, un servicio de flete o de mudanza, el teléfono de una peluquería o el de un instituto de idiomas nos obligaba a ir a una guía gorda, pesada, que, en orden alfabético y por rubro, nos daba cuenta de lo que queríamos encontrar. Eran las tradicionales guías comerciales, de color amarillo, que solían acompañar las guías de páginas blancas. Para parte de la población todavía hoy no hay otra manera de encontrar un teléfono. Sin embargo, para otra, cada vez más numerosa, la forma de encontrar un servicio, un negocio, es acudiendo a Internet.

Los bits y los bytes remplazan a las viejas guías de papel. A esta movida se sumó a finales de 2009, el site Citylog, creado por el argentino Jonathan Cohen a partir de un servicio gratuito primero, y de valor después.

La competencia
“En Citylog, están todos los comercios, paguen o no. Hoy, tenemos 50.000 locales subidos de la Capital y GBA pero queremos llegar a los 300.000 en tres meses, y, ya con una estrategia a nivel nacional”, cuenta, ambicioso. Desde www.citylog.com.ar, el emprendedor alienta a los comercios, cualquiera sea su tamaño, a “subirse” al sitio.

Cohen está convencido de que en un tiempo las tradicionales guías de papel desaparecerán. “Un chico de 20 años, que en cinco años comience a trabajar en el mercado formal y luego sea papá, cuando necesite un salón de fiestas para celebrar el cumpleaños de su hijo, irá a a la Web”, dice.

Tal vez por esa misma razón, hace ya varios años que también las Páginas Amarillas comenzaron a ofrecer sus servicios en Internet y que, además, aparecieran tantos otros sitios web - poco exitosos por la carencia de una estrategia comercial o un plan de marketing bien planificado- que apuntaban a la misma dirección.

En cuanto al modelo de negocios, las opciones no podrían ser más diferentes. Páginas Amarillas y Páginas Telmex cobran por publicar las direcciones postales de los comercios con su teléfono correspondiente. Citylog no. A contraparte de ésta: las Páginas Amarillas están posicionadas para los mayores de 35 años. “No cobramos por estar. Cada negocio, que quiere estar, manda su solicutd vía e-mail, la solicitud la recibirá un telemarketer quien, una vez que valida el negocio, lo ingresa a la base. La carga de locales no se realiza sólo a pedido, también desde la empresa cargamos direcciones con el objetivo de tener el catálogo completo”, agrega Cohen. El negocio no se sostiene por ese lado. Ya están trabajando en una plataforma para que aquellos locales que lo deseen puedan contratar planes de publicidad, que sí se pagarán.

Hambre de negocio
Los servicios de valor agregado son comunes también en Páginas Amarillas y Páginas Telmex. La primera, además de apalancarse en las guías de papel y los CD, ofrece servicios sobre plataforma IVR (el clásico contestador automático que redirecciona las llamadas según lo que se esté buscando en cada empresa en particular) y servicios de mensajes de texto (SMS, por sus siglas en inglés) y de asteriscado IVR para celulares. Páginas Telmex, en tanto, propone a sus clientes subir a la Web cualquier aviso que ese cliente haya pensado para el formato papel.

Un punto en el que los tres servicios de localización comercial coinciden, pese a que cada uno de ellos busca el diferencial, es la plataforma móvil. Las tres compañías cuentan con prestaciones para recibir el servicio de la guía online en el teléfono celular. Páginas Amarillas brinda un servicio por medio de WAP. La empresa declinó hacer comentarios sobre la misma al ser consultada para esta nota.

Por su parte, Páginas Telmex también brinda su servicio en teléfonos móviles. Lo acota a un determinado tipo de público por cuanto las aplicaciones disponibles funcionan en iPhone o BlackBerry, es decir, equipos de alta gama. Lo propio hace Citylog a través de una dirección web para acceder desde el celular. Tiene su servicio disponible para iPhone y BlackBerry pero también para smartphones de Nokia y Motorola.

En los tres casos se destaca el hecho de que, en las guías de comercios online, es posible que un comercio tenga su espacio por más que no tenga sitio web. Vale recordar que aquel negocio que posea su propia página tendrá más chances de dar a conocer con más amplitud sus servicios y hasta de poder encarar estrategias de posicionamiento y publicidad online más agresivas. Sin olvidar, que hasta es posible mostrar por medio de un mapa digital cómo llegar hasta el comercio para comprar el producto buscado o el servicio necesitado.

Como de los tres servicios de guías Citylog es el más chico por no contar con una gran empresa por detrás como soporte es también el que más hambre de crecimiento parece demostrar. Y para ganar posicionamiento se apunta a generar una conversación entre sus usuarios ellos para que todos puedan ver lo que opinan sobre un negocio, un producto o una prestación en particular.

Recomendaciones
Algo similar inauguró GuíaOleo, la guía de bares y restaurantes online cuyo mayor valor reside en la opinión que dan las personas comunes sobre los lugares que visitan que la que puede tener un especialista en la materia. “Queremos generar un diálogo para que entre los mismos usuarios se hagan recomendaciones. Y tenemos la precaución de que, en caso de generarse comentarios negativos, ellos son debidamente chequeados porque es la manera de evitar que se realicen campañas difamatorias o de competencia desleal”, explica el creador de Citylog.

Internet, como se advierte, se transformó en el sitio de mayor competencia entre los buscadores de comercios y servicios. Se trata de un segmento que intenta superar a Google, el buscador de buscadores en casi todos los rubros y, a medida que los usuarios comienzan a ser más precisos, empiezan a demandar también productos más especializados, como el de las guías online.


 



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar