*

El robo de secretos es la principal amenaza

Los nuevos dispositivos y tecnologías que aparecen en el mercado encuentran, a la par, ataques y fraudes cada vez más sofisticados. Pero no son el phishing o los fraudes financieros los principales delitos, aunque aparecen en la lista, sino el robo de secretos en las organizaciones. 09 de Marzo 2010

Esta modalidad representa un 32 por ciento del total de los actos delictivos que acechan a las organizaciones del país. Así lo definió un estudio realizado por MaTTica, laboratorio de investigaciones de delitos informáticos. En tanto, las amenazas y difamaciones le siguen con un 27 por ciento, el abuso de confianza (24 por ciento) y el phishing (13 por ciento). Como fenómeno con gran potencial de crecimiento aparece la pornografía infantil, con un 4 por ciento del total.

El principal frente de ataque

Los estudios resaltan que celulares, memory sticks, cámaras digitales, Personal Digital Assistant (PDAs), discos duros de USB y hasta impresoras son cada vez más utilizados por los atacantes. El estudio de MaTTica también destaca que los fraudes pueden ocurrir “al momento de realizar inventarios, auditorías, en el área de ventas o marketing”.

Además, para el caso de los secretos industriales, referencias bancarias y de propiedad intelectual, resultan frecuentes las extracciones de bases de datos de clientes e información corporativa de parte de empleados. Al mismo tiempo, las amenazas, difamación y violación a sistemas restringidos, “que resultan en su mayoría, de personal inconforme al interior de las propias empresas”.

Delitos

Robo de secretos internos:

32%.

Difamaciones:

27%.

Abuso de confianza:

24%.

Phishing:

13%.

Pornografía infantil: 4%.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar