El mercado recibió con expectativa al primer Nokia con Windows Phone

La firma finlandesa mostró su línea Lumia, con sistema operativo móvil de Microsoft. Los emergentes entre los primeros en recibir los nuevos equipos. 01 de Noviembre 2011
El mercado recibió con expectativa al primer Nokia con Windows Phone

Stephen Elop demostró en Londres que aprendió alguna que otra lección del desaparecido Steve Jobs en cuanto a escenificar lanzamientos. Elegió el mismo escenario en el que hace casi un año, a poco de asumir como CEO, sacudió a propios y extraños con un balance crudo sobre el futuro del fabricante finlandés.

Esta vez, en el marco de su evento anual, el máximo responsable de la empresa presentó Lumia, la primera línea de equipos con sistema operativo (SO) Windows Phone. En febrero, Nokia había cerrado un acuerdo con Microsoft por el cual el sistema operativo desarrollado por la empresa creada por Bill Gates reemplazaría al Symbian, SO propio de Nokia, en la gama alta de nuevos productos.
 
El modelo más avanzado, el Lumia 800, posee una pantalla de 3,7 pulgadas con una resolución de 480 por 800 pixeles y una cámara de 8 megapixeles, con lente de Carl Zeiss Tessar Su diseño se asemeja al futuro N9 y llega en colores cian, magenta y negro. Su procesador es de Qualcomm de 1,4 GHz y su memoria interna de 16 GB.

Los nuevos teléfonos saldrán a la venta en dos velocidades: el modelo 800 llegará a los mercados europeos en noviembre a un precio de u$s 585. Por su parte los equipos más economicos, el Lumia 710, saldrá a la venta por u$s 376 y será lanzado primero en mercados como Hong Kong, India, Rusia o Taiwan.

La meta, según la propia Nokia, es aprovechar lo más rápido posible las oportunidades de monetización. Aquí radica también la razón de su relativa tardanza en llegar al mercado más preciado por los fabricantes: Estados Unidos. Allí, se espera su desembarco recién para 2012. La razón: el Windows Phone todavía no corre sobre el estandar LTE (4G), que marca el éxito en el segmento de gama alta en el páis del norte, según los analistas.

El mercado recibió con buenas evaluciones a los nuevos equipos ya que marca una clarara evolución en el portfolio de productos de la finlandesa. Sin embargo, los analistas recuerda que la competencia a batir es nada menos que el recientemente lanzado iPhone 4S y la ampliada gama de equipos con Android, el SO de Google.

Toda una declaración de intenciones fue otra presentación que hizo Nokia en la capital británica. Allí, también mostró la nueva línea de celulares Asha, que significa esperanza en hindi. La principal característica de estos equipos reside en el sistema operativo S40 de Nokia, con pantalla táctil, teclado físico y conectividad 3G, según el modelo.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar