*

EMC va por las pymes

Tras presentar su nueva solución V-Plex, la empresa refuerza su estratégia para seducir a la base de la matriz empresarial local. Planea ofrecer soluciones en torno a los US$ 5.000. Las claves. 11 de Mayo 2010
EMC va por las pymes

El universo tecnológico tiende a la consolidación. En todos sus ámbitos y segmentos. EMC es una de las firmas que marcó el paso. Al día de hoy, la compañía incorporó cerca de 40 empresas en menos de 10 años. Entre ellas, players como VMware (2003; US$ 625 millones), Iomega (2008; US$ 213 millones), Data General (2009; US$ 1.100 millones) o Archer Tecnologies (2010; US$ 225 millones) Sin embargo, en la compañía fundada en 1979 van por más. “Para este año, habrá novedades en el ámbito de la Business Intelligence”, adelantó Marcelo Fandiño, regional manager para el Cono Sur, en una reunión con periodistas de la que participó Infotechnology.com, mientras, el mundo digería la noticia de que la compañía pone todas sus esperanzas en conquistar el universo de la computación en la nube (cloud computing) a través de la solución del V-Plex que acaba de presentar en sociedad. 

Sin embargo, el comentario del ejecutivo incluyó también una información no menor para la mayor fabricante del mundo de equipos corporativos para almacenamiento de datos. Con casi la totalidad de sus existencia enfocada en el sector de medianas y grandes empresas, EMC apuntará sus cañones en el mediano plazo de conquistar a las pequeñas y medianas empresas; especialmente las de regiones como América latina y el Cono Sur. “Si al día de hoy nuestra facturación se reparte entre un 65 por ciento entre grandes clientes y un 35 por ciento en ventas por canales, la idea es ir a un 50:50 y que gran parte de la segunda parte provenga de las pymes”, aclaró Fandiño. La base será apostar por vencer la desconfianza que genera todavía el modelo del cloud computing  y la virtualización especialmente entre compañías de no más de 50 empleados. “El objetivo es expandirnos a pymes y medianas empresas”, manifestó.

La apuesta se entiende desde los números. Un estudio del Observatorio Pyme muestra que el 90 por ciento de la matriz empresarial local son pequeñas y medianas empresas (pymes). Por su parte, las medianas y grandes suman apenas 50.700. Sin embargo, el dato esconde un obstáculo no menor para la estrategia de EMC: la desconfianza que rige entre los potenciales clientes y la falta de recursos que justifiquen una inversión mayor. De las 550.000 pymes, la gran mayoría cuentan con una plantilla no mayor a los 5 trabajadores fijos.

El responsable local de las operaciones de la compañía que facturó a nivel global un total de u$s 14.000 consolidados en 2009, reconoció que el camino pasa por superar algunos obstáculos. “La virtualización tiene la salvedad de saber administrarla. Sin saber o tener los medios para gestionar un ambiente de este tipo se torna muy difícil de manejar”, comentó. Al mismo tiempo, admitió que el vínculo de conexión pasa a ser una condición obligatoria para justificar el uso de soluciones virtualizadas. “Sin un tamaño mínimo no será posible”, confirmó el ejecutivo. Según agregó ese mínimo bien puede pasar por la marca de contar con un gigabyte (GB) de ancho de banda. Otro camino será la oferta de soluciones de alto poder de almacenamiento virtual para empresas que se mueven en torno a las US$ 5.000.

Fandiño reconoció que la apuesta por las pymes representa no solo un cambio de modelo de negocio para una compañía global enfocada hasta ahora en proveer soluciones de almacenamiento a grandes corporaciones en el mundo. Sin embargo, también comentó que para lograr el cambio de paradigma ampliarán la fuerza de venta en el país. “Sumamos un distribuidor nuevo y complementaremos con un grupo de ventas compuesto por 12 personas especializado en temas de pymes”, indicó. Sin confirmarlo, el ejecutivo insinuó que el paraguas bajo el cual podría canalizarse tal ofensiva bien puede ser Iomega, cuyo más reciente lanzamiento, el NAS ix12-3, ofrece, según la empresa, un volumen de almacenamiento que desde 4 terabytes puede llegar a 24 terabytes.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

Sé el primero en comentar