*

Gadgets

Estos trucos fáciles y rápidos te permiten alargar 4 horas la batería del celular

¿Cansado de que el smartphone no llegue al final del día sin necesidad de recargarlo? Acá hay varias soluciones posibles. 07 de Febrero 2018
Estos trucos fáciles y rápidos te permiten alargar 4 horas la batería del celular

¿Estás a full todo el día y el smartphone necesita estar conectado todo el tiempo? Con estos trucos a continuación vas a poder llegar hasta el final del día con energía en el celular sin sufrir.

 

El más fácil

Todos los smartphones, tengan Android o iOS (iPhone), vienen con distintas opciones para ahorrar batería. En el caso del celular Apple, está dentro de la opción Batería; y en los Android (según la marca) tienen una opción para Ahorrar batería o está dentro del menú Energía o similar.

Además, hay Apps como Greenify que, cuando se está terminando la batería, suspenden los procesos que gastan mucha energía.

 

Apagar todo lo que no se usa

Para ahorrar batería, hay que apagar conexiones Wi-Fi y Bluetooth si no se van a utilizar, ya que gastan mucho. En ambos tipos de equipos (Android e iOS) esta opción la encontramos en Configuración o directamente haciendo swype hacia abajo (Android) o arriba (iPhone) y luego desactivar la opción correspondiente.

Además, conviene desconectar la ubicación por GPS. En Android, esto se encuentra en el menú principal y en la mayoría de los casos esta apenas de abre bajo la etiqueta “Ubicación” o “GPS”. En los iPhone, es un poco más difícil: hay que ir a Configuración, luego Privacidad y finalmente Localización. Dentro de cada App se puede elegir cuando usar la geolocalización (siempre, al usar o nunca).

Y otra característica que consume mucha batería es la vibración cuando llegan notificaciones o cada vez que se presiona en la pantalla. Lo mejor es desactivarla. En iPhone, dentro de Configuración, hay que ir a Batería y luego desactivar tanto Vibración con tono como Vibración en silencio. En Android, en el menú de ajustes desplegable está la opción de desactivar la vibración.

 

Ajustar la pantalla

Hay que ajustar el brillo de pantalla, que se ubica apenas de abre el menú en el caso de iPhone (swype hacia abajo y luego elegir el brillo en el menú) mientras que en Android suele ser igual (o, a lo sumo, hay que ir al menú Pantalla). En ambos casos hay ajustes automáticos para elegir o se puede hacer manualmente.

Otra manera de optimizar la pantalla es achicar el tiempo que tarda en bloquearse. Cuanto menos tiempo, menos gasto. En los Android, dentro de Pantalla, está en la opción Tiempo de espera de la pantalla. Y en los iPhone, dentro de Pantalla y brillo, donde está Bloqueo automático y allí se puede elegir el tiempo.

 

Las aplicaciones

Algo fundamental es cerrar las Apps que no se están utilizando (en iPhone, se presiona doble clic en botón central y luego se eligen cuáles cerrar; en Android, cada versión tiene una manera diferente), así como desinstalar u optimizar las que no se usan porque suelen quedar corriendo en segundo plano y gastan energía. En este sentido, en Android se puede ir a Ajustes y Opciones de desarrollador (si no está en el menú, hay que activarlo yendo a la opción Acerca del teléfono à Información del software y presionar muchas veces en Número de compilación hasta que se active la opción de ingresar como desarrollador). Luego, en Aplicaciones, hay que elegir en los tres punto de arriba a la derecha, escoger Acceso especial à Optimizar el uso de la batería à Todas las aplicaciones y luego se puede elegir, App por App, cuáles se quieren limitar en segundo plano.

En caso de que esto se vea complicado, lo mejor es ir a Opciones de desarrollador, luego a Limitar procesos de fondo y elegir una de las alternativas preprogramadas (como Limite estándar, Sin procesos en segundo plano o una cantidad máxima de procesos).

En iPhone, el asunto es más sencillito. Hay que ir a Configuración à General à Actualización en segundo plano y allí se puede elegir por limitar todas las actualizaciones o elegir cuáles se desean desactivar.

Una salvedad: las redes sociales y los servicios de mensajería como WhatsApp y el Facebook Messenger, para funcionar correctamente (es decir, avisarnos cuando nos nombran, por ejemplo) necesitan si o si funcionar en segundo plano.

 

Hay que ser buenos con la batería

Tres consejos sencillos: 1) no dejar que se descarguen del todo para recargarlas (muchos especialistas, de hecho, recomiendan cargarla antes de que llegue al 0% para alargar la vida útil); 2) verificar la temperatura: no dejar los equipos al sol o cerca de una fuente de calor, porque los climas extremos son malos para el teléfono (más que nada las altas); 3) usar siempre el cargador original del smartphone, porque los genéricos si son de mala calidad puede llegar a recalentar la batería hasta que no sirva más.

Otra posibilidad es recalibrar la batería. Después de un tiempo de uso, en ocasiones la batería pasa de 100% a 60% en pocos minutos. Esto tiene que ver con un error de lectura que con un problema de la batería. Para solucionarlo, hay que recalibrarla. ¿Cómo? Descargarla por completo (si se apaga, hay que encenderlo de nuevo hasta que el equipo no arranque más) y luego cargarla por completo sin encender el smartphone.

 

Finalmente: arrancar de cero

Antes de pensar en cambiar la batería o el teléfono, se puede probar reestablecer los valores de fábrica. Así, se elimina todo lo instalado hasta el momento y se empieza de cero. Eso si: hacer una copia de seguridad de los datos que no queremos perder.

¿Cómo hacerlo? En Android, entrar al menú de Ajustes de tu dispositivo, y en la sección Personal pulsa sobre Copia de seguridad. Ahora, pulsa sobre la opción de Restablecer datos de fábrica, y así comenzará el proceso de borrar todos los datos (puede tardar varios minutos). En el caso de iPhone, hay que ir a Ajustes à General àRestablecer y luego elegir Borrar contenidos y ajustes. Detalle: va a pedir el Apple ID, así que hay que estar seguro de cuál es antes de comenzar el proceso.

 

El resultado: cuatro horas más de vida

Jennifer Jolly, columnista de tecnología de USA Today, escribió que usando la mayoría de estos “trucos” logró alargar la carga de su batería hasta en cuatro horas y esto fue confirmado por el especialista Scotty Lowless (trabajó en una Apple Store y es técnico de smartphones).

Sin embargo, hay una solución extra bastante obvia: comprar una batería externa y llevarla siempre consigo para recargar el smartphone cuando quede kaputt. La mejor opción son los powe pack de 10.000 mAh (se consigue desde poco más de $1.000) que puede recargar hasta tres baterías de la mayoría de equipos del mercado antes de necesitar ser recargado.



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

1 Comentario

Jorge Rivero Reportar Responder

UN@ C@G@D@

Notas Relacionadas