*

Bitcoin (24h)
.69% Ars
97281.18
Bitcoin (24h)
.69% USA
5610.54
Bitcoin (24h)
.69% Eur
$4750.47
Entreprenerds

Ex Goldman Sachs se esconde en una isla por miedo a una revolución tecnológica

Pasó por Facebook y por Twitter. Ahora vive en un yate y se preocupa por el desempleo provocado por la tecnología. Tanto que hay hizo planes para salvarse. 07 de Agosto 2017
Ex Goldman Sachs se esconde en una isla por miedo a una revolución tecnológica

Antonio García-Martínez estaba haciendo su PhD en física en la Universidad de Berkely, California, cuando explotó la burbuja puntocom. Como no se veía en el terreno académico, consiguió un trabajo en Goldman Sachs.

Cuando llegó 2008, y la crisis financiera, vio que la cosa no iba a mejorar en mucho tiempo y decidió que solo Silicon Valley se salvaría. Allí trabajo en una startups dedicada a la publicidad, aprendió cómo “convertir los datos en dinero” (según dice). De ahí creo su empresa, no le fue bien, pasó por Twitter y después por Facebook antes de que esta última saliera a la Bolsa, donde el primer gerente de producto de “ad targeting”.

Leer más: Black Mirror: los horrores que ya vivimos (y no te diste cuenta)

Se fue en 2012 y escribió un libro muy polémico sobre toda la experiencia, “Chaos Monkeys: Obscene Fortune and Random Failure in Silicon Valley”, que lo llevo a ser best seller… y un tipo muy odiado en Silicon Valley. ¿Motivo? Cuenta demasiado, todo lo malo, poco de lo bueno, y no queda títere con cabeza, como quien dice.

 

Una isla contra la catástrofe

Ahora aparece en las noticias otra vez. No, no porque vive en un yate, sino porque compró terreno en una isla cerca de Seattle para escaparse en caso de que llegue una revolución violenta provocada por la pérdida de empleos a manos de la tecnología.

“Dentro de 30 años, la mitad de la humanidad podría no tener trabajo”, afirma. “Y podría ponerse feo, se vendría una revolución”, agrega, sin mover un músculo, mientras va camino a la isla acompañado por un cronista del portal de la BBC, tal como puede verse en el video linkeado aquí.

Leer más: Tecnófilos y tecnófobos: la grieta tecnológica

“He visto cómo será el mundo en cinco o 10 años. Tal vez no lo creas, pero se viene y nos pasará por encima.” Este miedo hizo que comprará el terreno mencionado y lo armará como un refugio de supervivencia frente a lo peor y pueda empezar una nueva vida.

¿Por qué eligió ese lugar? “Porque nadie lo conoce y Canadá está a distancia de nado o se puede llegar en bote”, explica. “Clima ideal, gran comunidad, producción autosustentable de alimentos y es fácil de defender en caso de que la cosa se ponga difícil durante un tiempo.”

Entre todo lo que tiene almacenado en el lugar, hay muchas armas. “Un AR15, la versión civil del M4 de las fuerzas armadas estadounidenses”, le explica al cronista inglés. “En Estados Unidos posapocalíptico, la munición de 5,56 milímetros será la nueva moneda de intercambio, te lo aseguro.”

Leer más: La mitad de los trabajos desaparecerán para 2055

Y no es el único entrepreneur de Silicon Valley en prepararse para un escenario catastrófico. Tienen sus autopistas privadas, sus tierras y sus casas lejos de todo. “Lo único distinto es que no son tan hippies como yo. La vida es corta y todos nos vamos a morir solos”, dice, optimista.

Y sigue: “Hay ya 300 millones de armas en este país, una por cada hombre, mujer y niño. Y la mayoría está en manos de aquellos que serán económicamente desplazados por la tecnología. Podría haber una revuelta violenta”.

¿Por qué se decidió a, como suele decirse, levantar la perdiz? “Creo que es la única deuda real que tenemos los ‘tecnologícistas’. Nadie está contándole al público todo lo que necesita saber. Estamos en una carrera entre la política y la tecnología, y esta última está ganando. Por mucho. Va a destruir trabajos y disrumpir la economía antes de que podamos reaccionar. Y es en esto sobre lo que deberíamos estar pensando.”

Imagen: Pixabay / darksouls1



¿Te gustó la nota?

Comparte tus comentarios

5 Comentarios

Alfredo Campanelli Reportar Responder

Loco no esta para nada.

ramses2439 Villarreal Reportar Responder

son unos boludos lentos y trabajosos

Henry Santoro Reportar Responder

Conocerá Argentina este muchacho? No se si pensaría igual que ahora

Juan Bautista Monet Reportar Responder

Si que esta loco, en todas las revoluciones industriales predijeron lo peor y siempre fallaron. Por que esta va a ser distinta?

WallTerr Prettoo Reportar Responder

Tan loco no está.

Notas Relacionadas